El fisco aprieta al Depor

Lendoiro no presenta cuentas en el Registro Mercantil desde 2006 ac
|

  La óptima situación deportiva de la entidad que preside Augusto César Lendoiro no debe ocultar la precariedad económica que arrastra el primer equipo coruñés, que según un estudio reciente publicado por el diario “El País” adeuda a Hacienda una cantidad de 34 millones de euros.

Según el citado rotativo, el propio mandatario herculino ha reconocido ante los accionistas del club una deuda con el fisco de 34 millones de euros aunque en realidad esa cifra podría multiplicarse por tres (92 millones) debido a que el Deportivo no presenta sus cuentas en el Registro Mercantil desde el año 2006.

Preguntado en varias Juntas Generales de Accionistas por este particular, el dirigente de Corcubión alegó que la falta de datos en este estamento se debió simplemente a “un despiste”, aunque la falta de transparencia no hace sino incrementar las sospechas.

El Deportivo de La Coruña no es ni mucho menos el único conjunto del fútbol nacional en adeudar una elevadísima cifra a Hacienda, habida cuenta de que parece un mal muy extendido el de no ponerse al día económicamente con el fisco; es más, la entidad de la Plaza de Pontevedra ocupa el cuarto lugar en cuanto a cantidad adeudada.

Según la citada fuente, el Atlético de Madrid de Enrique Cerezo se llevaría la palma, con 155 millones de euros.

A continuación figurarían el Barcelona (48) y el Betis (35), mientras que el Deportivo seguiría su estela.

 

Malestar de Facua > La organización FACUA-Consumidores en Acción denunció ayer “el vergonzante trato de favor de Hacienda a los clubes de fútbol” porque se les aplaza el pago de una deuda de 752 millones de euros “mientras se recortan derechos básicos a los ciudadanos”.

Los clubes acumulan deudas con el fisco pero “se les trata con una escandalosa condescendencia”, aplazando estos pagos para que sigan haciendo “fichajes multimillonarios”.

Facua reclama al Gobierno que garantice el cumplimiento de las obligaciones de los clubes profesionales con Hacienda, adoptando las medidas que resulten necesarias para ello.

El fisco aprieta al Depor