Un agente se arroja al mar para salvar a un inmigrante en Ceuta

GRA351. TARIFA (CÁDIZ), 14/05/2015.- Parte de los once inmigrantes subsaharianos rescatados por Salvamento Marítimo cuando intentaban alcanzar las costas españolas en una patera en aguas del Estrecho y que han sido trasladados al puer
|

Un guardia civil de la Comandancia de Ceuta tuvo que arrojarse al mar para salvar a un inmigrante subsahariano que estaba exhausto tras pretender llegar a nado a la costa, informó ayer el Ministerio del Interior.
En una operación conjunta realizada el jueves entre la Guardia Civil y autoridades marroquíes, se pudo salvar al inmigrante procedente de Costa de Marfil y que pretendía entrar de forma irregular en Ceuta.
La actuación tuvo lugar en el espigón ubicado en la bahía norte de esta ciudad, que delimita las aguas jurisdiccionales de Marruecos y España, cuando se observó la presencia de una persona que se introducía en la playa de la parte marroquí.
El inmigrante se dirigió a nado hacia las proximidades del espigón para intentar sortearlo e introducirse en aguas españolas, realizando una parada en las rocas que sobresalen para recuperarse del desgaste que estaba sufriendo.
Un agente de la Guardia Civil de la Comandancia de Ceuta que se encontraba próximo al lugar se lanzó al mar provisto de un flotador y procedió a su rescate, pudiendo comprobar que se encontraba en estado de semiconsciencia.
Por otra parte, Salvamento Marítimo desembarcó ayer en el puerto de Almería a 23 varones de origen argelino rescatados de una patera interceptada a unas diez millas de Garrucha.

Un agente se arroja al mar para salvar a un inmigrante en Ceuta