Emalcsa asegura que el agua de Cecebre es potable a pesar de la alarma por el gusto a tierra

El embalse tiene un menor nivel del agua pero todas las analíticas han dado buen resultado patricia g. fraga
|

La Empresa Municipal de Aguas, Emalcsa, confirmó ayer que el agua del embalse de Cecebre es apta para el consumo humano después de que saltaran todas las alarmas entre la ciudadanía por un sabor a tierra. Desde la institución explican el cambio de gusto del agua que llega a los grifos de la ciudadanía por la acumulación de aguas en el fondo de la presa, que tiene el nivel más bajo que otros años por estas fechas.
Emalcsa aclara que algunas personas han detectado un ligero sabor terroso en el líquido y han alertado, a lo que sus técnicos han respondido con una supervisión diaria y constante de la calidad de las aguas incluso más exhaustiva de lo normal.
La explicación puede estar en el hecho de que la falta de lluvias ha hecho disminuir el nivel de ocupación del embalse. Esto sumado a la acumulación de la caída de hojas, propia del otoño, hace que se pudran y que en momentos puntuales puedan modificar un poco el gusto. De hecho, este tipo de circunstancias ya se detectaron en 2005, 2008 e, incluso, 2010.
Pese a ello, tras las primeras analíticas practicadas después de la advertencia ciudadana, desde la empresa pública confirman que el agua que llega a los hogares de A Coruña, Arteixo, Cambre, Culleredo, Oleiros, Sada, Bergondo y Carral “es siempre completamente segura desde el punto de vista sanitario y cumple con nota todas las condiciones para su consumo”.
Por ello las denuncias responden a cuestiones y usuarios puntuales que quizá tengan “un menor umbral sensitivo”. En todo caso, no hay que olvidar que el agua de Cecebre procede de dos ríos (Mero y Barcés) y, al no estar destilada, no puede saber exactamente igual todos los días.

potabilización
“Los tratamientos de potabilización sí permanecen estables en todo momento y garantizan que el agua suministrada sea siempre apta para el consumo”, corroboran desde Emalcsa.
Respecto a la falta de precipitaciones y el nivel bajo de la presa, tranquilizan asegurando que el suministro está garantizado.

Emalcsa asegura que el agua de Cecebre es potable a pesar de la alarma por el gusto a tierra