El papeleo retrasa la adjudicación de la ampliación del Emilia Pardo Bazán

17 abril 2013 A Coruña.- La ampliación del colegio Emilia Pardo Bazán será una realidad este año En la foto el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez y el alcalde Carlos Negreira presentaron ayer

Un papel es el causante de un nuevo retraso en el proceso para adjudicar la ampliación del colegio Emilia Pardo Bazán. Según señalan desde la Consellería de Educación, “falta un documento que debe presentar una de las empresas que concurren al concurso público”, un hecho que está dilatando que se complete la adjudicación. La Xunta atribuye al “papeleo” esta nueva dilación, aunque aseguran que se resolverá “a la mayor brevedad posible”. Sea como fuere, la comunidad educativa sigue esperando que se haga realidad una de las obras más demandadas en la ciudad. La ampliación es una de las grandes asignaturas pendientes de la Xunta con los escolares coruñeses, ya que se espera que con estas obras se solucione el gran problema de espacio que tiene el centro, donde estudian cerca de 700 niños.
La mejor de las noticias para los padres y para la dirección del colegio llegaba en el mes de abril de 2013, cuando el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez, y el alcalde, Carlos Negreira, anunciaban, en una vista al centro, la licitación de los trabajos. Según los plazos avanzados en aquella visita, la adjudicación estaría lista para después del verano y las obras podrían comenzar en último trimestre del recién acabado 2013. Sin embargo, desde dicho anuncio, nada se ha sabido de este proceso. Ya entonces, tanto el conselleiro como el alcalde señalaron como uno de los motivos del retraso los innumerables cambios que sufrió el proyecto. Finalmente la nueva edificación se haría en un nuevo terreno, anexo al colegio, y no dentro de los límites del mismo, como se contemplaba en una versión anterior.
Tras el anuncio de licitación, a mediados del pasado mes de diciembre, la Xunta abría finalmente los sobres con las propuestas de las distintas empresas para hacerse cargo de las obras; unos trabajos licitados en más de dos millones de euros. No obstante, la documentación incompleta de una de esas empresas vuelve a demorar el proceso.

críticas
Un retraso que ha sido criticado en incontables ocasiones tanto por los grupos de la oposición como por la asociación de padres del centro. Ayer mismo, y tras una nueva llamada de atención por parte de Esquerda Unida hace días, era el BNG el que volvía a alzar la voz en contra de la paralización en estas obras. Desde el grupo nacionalista avanzaban que exigirán en el Parlamento el inicio “inmediato” de estos trabajos. El ANPA también quiso mostrar su malestar por estos retrasos en diciembre, a través de un comunicado, en el que denunciaba “una nueva mentira” de la consellería.
Lo cierto es que las obras llegan ya con un retraso de más de dos años. En agosto de 2011, el propio conselleiro prometía que se licitaría en octubre de dicho año. Con posterioridad, la delegada de la Xunta, Belén do Campo, se marcaba como límite el primer trimestre de 2012 para convocar el concurso público. Después de que esta resolución llegara en mayo de 2013, las obras siguen sin empezar. n

El papeleo retrasa la adjudicación de la ampliación del Emilia Pardo Bazán

Te puede interesar