La Policía Local apura el cierre del Paseo Marítimo para prevenir más atropellos

|

El Ideal Gallego-2011-08-13-014-bfceba50

  abel peña > a coruña

  Había una tensión inusual ayer en el dispositivo de tráfico montado en Riazor con motivo de la tercera noche del Noroeste Pop Rock. Tras lo sucedido la jornada pasada, cuando una furgoneta se llevó por delante a un hombre en la plaza de Portugal  provocándole heridas graves minutos antes de que se interrumpiese la circulación la zona, nadie quería correr riesgos y se cerró poco después de las diez. El concejal de Seguridad Ciudadana, Julio Flores, que lamentó el accidente, señaló que “el control operativo está bien estructurado y que tiene una larga tradición”.
El presidente de la asociación de vecinos de Riazor, Pedro Méndez, coincide en ello, pero sosteine que este año se retrasó el corte del tráfico. “Todos los años se hace a las diez. Lo que no comprendo es por qué esa noche no se hizo así, porque entonces esto no habría pasado”. El atropello tuvo lugar pasadas las diez y media cuando ya la acera del Paseo Marítimo rebosaba. Uno de los presentes resultó ser un hombre de 52 años, de iniciales J.J.V., que salió a la calzada de entre el gentío sin que el conductor de la furgoneta tuviera tiempo de reaccionar.
Méndez, que presenció la escena, recuerda que “le entró por el parabrisas y el chico parecía estar muy mal”. Afortunadamente, la intervención de los servicios de emergencia consiguió estabilizarle antes de trasladarlo al Hospital y por ahora permanece ingresado  con pronóstico grave debido a un traumatismo craneoencefálico.

Riesgo > El debate de si se debería haber cortado antes el tráfico en el tramo que va desde la plaza de Las Catalinas hasta la de Portugal está ahí, pero lo cierto es que, según fuentes de la Policía Local, nunca ha existido una hora fija para ello, por lo menos no cuando se trata del Noroeste Pop Rock. Queda al juicio del jefe del dispositivo de tráfico decidir cuándo la afluencia del público en las aceras es tan grande que supone un riesgo para la seguridad.
Hasta entonces, el 092 prefiere seguir permitiendo la circulación para evitar trastornos tanto entre los conductores de paso como para los vecinos que tienen en las calles cercanas sus garajes y aparcamientos. En algunos casos, como el del concierto de El Pescao, acudió tan poca gente (apenas 5.000 personas) que ni siquiera fue necesario prohibir el tráfico .
Pero el del jueves fue un caso diferente y fuentes oficiosas aseguran a ver oído comentar al agente responsable, minutos antes de que tuviera lugar el siniestro “que ya iba siendo hora de cortar”. Pero antes de que la orden pudiera hacerse efectiva, tuvo lugar el atropello. Después de eso enseguida se cortó la circulación en la vía.
“Es lo de siempre, se toman medidas después de que haya ocurrido todo”, protestó Méndez. Quizá es por eso que ayer el corte se hizo efectivo antes de lo habitual, a las diez y diez de la noche, pero fuentes policiales señalan que las expectativas de público también eran mayores ayer que en la noche del jueves.


 

La Policía Local apura el cierre del Paseo Marítimo para prevenir más atropellos