Villoslada destaca las “coincidencias” con los otros dos candidatos del PSdeG

El diputado Juan Díaz Villoslada | archivo ec
|

El diputado socialista y precandidato a la Secretaría Xeral del PSdeG, Juan Díaz Villoslada, indicó que “ningún” candidato a las primarias debe caer en “la patrimonialización del ‘sanchismo’” en Galicia. Y es que, para Villoslada, según manifestó ayer en una entrevista en RNE, tanto él como las otras dos personas que han dado un paso al frente para liderar el PSdeG –Xoaquín Fernández Leiceaga y Gonzalo Caballero– tienen “más coincidencias que diferencias”.
“Estamos en el mismo barco”, comentó un Villoslada que cree que los tres precandidatos comparten “un mismo proyecto político y una misma forma de ver la necesidad de mejorar la sociedad a través de la política”.
Tanto Villoslada como Caballero y Leiceaga –este no de forma explícita–, se posicionaron a favor de Pedro Sánchez en las primarias para la Secretaría General del PSOE a nivel federal. Con todo, emplazó a desligar el proceso vivido a nivel estatal del que afronta en estos meses el PSdeG. “Creo que ninguno (de los candidatos) podemos arrogarnos a la patrimonialización de ese sanchismo. Yo por supuesto que en el proceso de primarias vi que la de Pedro Sánchez era la opción más ilusionante y también los compañeros lo vieron así”, remarcó, para luego matizar que esos apoyos fueron “de distinta intensidad”.

Reto personal
Villoslada ha dado el paso para intentar liderar el PSdeG apenas un año después de su salto a la política activa tras años de militancia en la agrupación de A Coruña, una decisión que justifica como un deseo de afrontar “un reto personal en lo social y en lo político”. Así, opina que su candidatura puede “aportar una nueva visión al partido en Galicia” en un “momento complicado en general en la vida política y en los partidos”. Cuestionado sobre la posibilidad de que, dadas las similitudes ideológicas entre las líneas defendidas por los hasta ahora precandidatos, se llegue a definir una propuesta para unir alguna de las candidaturas, Villoslada aseguró que es “pronto” para plantearse esta cuestión.
“No es el momento de hablar de estas opciones”, indició, luego de señalar a comienzos del mes de septiembre como el momento que marcará el “pistoletazo de salida” con la oficialización de las candidaturas.
Respecto a la posibilidad de que, durante este tiempo, se postule una nueva persona para el proceso interno de los socialistas gallegos más cercano al sector susanista del partido, Villoslada cree que “el tiempo está abierto” para que “cualquier compañero militante pueda presentar esa opción dentro de esa sensibilidad o otras”. Con todo, volvió a marcar la diferencia existente entre los procesos a nivel federal y autonómico: “Una cosa es el proceso de primarias a nivel federal y otra cosa es la etapa del PSOE en Galicia”. “Lo que tenemos es que es dejar el pasado a un lado y abrir el futuro. Dejar atrás la forma de entender la política como un simple debate orgánico y pasar a entender la política como un instrumento de cambio y transformación de la sociedad donde todos nos podamos integrar. Pensar un PSOE con proyecto de futuro, no cortoplacista”, manifestó.
Recientemente, Villoslada aseguró que su “estilo” en la carrera por liderar a los socialistas gallegos no será “tratar de colgar etiquetas” a los otros candidatos. “Tratar de colgar etiquetas a otros no va a ser mi estilo. Prefiero mirar hacia adelante, hablar de proyectos. Si esas son las formas de tratar de confrontar por parte de otros candidatos, como digo, no va a ser mi forma de formular el debate”, aseveró Villoslada.

Sombra
Así se pronunció el diputado a raíz de las declaraciones del portavoz parlamentario del PSdeG, Xoaquín Fernández Leiceaga, durante la presentación de su candidatura a las primarias. Allí, Leiceaga indicó que su propuesta para liderar a los socialistas gallegos carece de “etiquetas” o “tutelas” y no está hecha para “guardar el sitio a nadie” ni “estar a la sombra de nadie”.
Así las cosas, Villoslada afirmó que no se siente aludido por estas palabras. “Eso es algo que yo también puedo decir de otros”, añadió, para luego matizar que no quiere “entrar en una dialéctica que realmente carece de contenido”.
“Lo que estamos es a la sombra de la militancia. Los militantes van a ser los que se van pronunciar. Los apoyos hay que buscarlos entre la militancia”, remarcó, antes de asegurar que cree que la carrera por la Secretaría Xeral no va a afectar al clima del grupo parlamentario pese a “la visión mediática que puede tenerse de esto”. “Creo que una de las fortalezas es ser capaces en el grupo de mantener la misma cohesión y la misma visión de trabajo en equipo”, declaró tras confesar que se han mantenido conversaciones sobre esta cuestión entre el propio Villoslada y Leiceaga. “No debería haber mayores problemas”, zanjó Villoslada.
Asimismo, a través del proceso interno abierto en el PSdeG que confluirá en el mes de octubre con la celebración de primarias y el congreso gallego, llamó a que el partido en Galicia consiga “mirar hacia adelante sin demasiados lastres orgánicos del pasado”.
En esta línea, reconoció que él es quien presenta “menos trayectoria orgánica” en comparación con Gonzalo Caballero o Leiceaga, que tiene “mucha más”, algo que “a veces puede ser una fortaleza” y “a veces una debilidad ante nuevas necesidades de apertura, de oxígeno”. Por su parte, el también candidato a la Secretaría Xeral del PSdeG Gonzalo Caballero evitó “interpretar” las declaraciones hechas por Fernández Leiceaga durante la presentación de su candidatura.
“No podemos cometer errores cayendo en operaciones diseñadas por varones que ya han fracasado en otros momentos desde que perdimos el gobierno de la Xunta”, incidió, luego de remarcar que su candidatura “se basa en la militancia”.
“No se trata de los cargos, de los barones. El protagonismo le corresponde a las bases, que tienen que marcar la hoja de ruta y fijar los nuevos referentes”, apostilló. Declaró que percibe “una voluntad muy fuerte de cambio” entre los socialistas gallegos.

Villoslada destaca las “coincidencias” con los otros dos candidatos del PSdeG