Los hosteleros de A Coruña, ante la reapertura de los establecimientos: “Algo es algo”

Barra en el exterior de un local de hostelería adaptado para el servicio de “take away” | javier alborés
|

La hostelería de A Coruña, Arteixo, Oleiros, Cambre y Culleredo –que mantendrán su cierre perimetral– podrá retomar su actividad a partir del viernes, tal y como anunció ayer el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo. Lo harán con un aforo del 40% en el interiores y del 50% en terrazas y podrán estar abiertos hasta las 23.00 horas, coincidiendo con el inicio del toque de queda. Además, en los establecimientos podrán reunirse grupos de seis personas de convivientes y de no convivientes.

Para los hosteleros de la ciudad, se trata de una noticia positiva, ya que lo que se rumoreaba en los últimos días es que los límites horarios de apertura fuesen hasta las 17.00 horas y solo para convivientes. “Algo es algo”, dice el presidente de la Asociación de Hosteleros de La Marina, Antón Sáez. “Esperábamos menos, por lo que esta noticia es mejor que poder abrir solamente hasta las 17.00 horas”, explica. Para el hostelero y propietario de Abica, este permiso de reapertura es una forma de “perder menos ingresos que mientras estamos cerrados”, ya que hay que pagar recibos, entre otras cosas. El inconveniente principal de cara al puente y la próxima semana, tal y como detalla, es el mal tiempo. “El 40% de aforo interior es una limitación para los locales pequeños, porque con el clima que viene y la existencia de lluvias, las terrazas no podrán funcionar de la forma que nos gustaría”, asegura.

Ahora, muchos bares y restaurantes estudian la forma en la que se adaptarán a esta medida. “Cada uno tendrá que ver si compensa abrir o no”, comenta Sáez.

Las respuestas
Las reacciones al plan de la Xunta no tardaron en llegar. El alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, cree que “es imprescindible que la ciudadanía siga a rajatabla cada indicación. Conviene recordar que seguimos en plena incidencia de la pandemia y por eso nuestro municipio, al igual que la ciudad y el resto del cinturón metropolitano, va a seguir con restricciones de movilidad”. 

Por su parte, el alcalde de Cambre, Óscar García Patiño, celebra el anuncio, “pero todavía hay que tener en cuenta que la época de Navidad es fundamental para todos” y solicita la colaboración de todos los vecinos para “seguir cumpliendo las medidas de prevención”.

Los hosteleros de A Coruña, ante la reapertura de los establecimientos: “Algo es algo”