Mueren cuatro personas en Barcelona al incendiarse la chabola en la que vivían

Dos bomberos inspeccionan los restos de la chabola incendiada efe
|

  Cuatro personas fallecieron ayer por inhalación de humo al incendiarse, al parecer de forma fortuita, la chabola en la que vivían en un solar abandonado de Barcelona.

El incendio se produjo hacia las 03.30 horas en un solar en el distrito de Sant Martí, en una rampa de acceso en la que se acumulaban maderas y colchones, en una especie de chabola que era utilizada como vivienda precaria por las víctimas.

Las cuatro víctimas, cuya identidad se desconocía ayer, son tres hombres y una mujer, todos ellos de origen rumano, según explicó el primer teniente de alcalde de Barcelona, Joaquim Forn.

Los primeros indicios, según Forn, apuntan a que el incendio tuvo un origen fortuito y que la muerte de las cuatro personas –todas mayores de edad– se produjo por inhalación de humo.

Según Forn, el solar abandonado fue desalojado en 2010 por los Mossos d’Esquadra porque la mayoría de personas que lo ocupaban eran “gente problemática”, acusada de varios delitos. No obstante, un matrimonio de rumanos que llevaba casi diez años en el solar siguió viviendo en el lugar, adonde con el tiempo fueron llegando compatriotas suyos, la mayoría con vínculos familiares.

Forn indicó que las personas que ocupaban el solar incendiado no habían provocado problemas en el vecindario, más allá de quejas por salubridad.

Mueren cuatro personas en Barcelona al incendiarse la chabola en la que vivían