Los padres de Marta dicen que el martes fue “el día más duro” desde la desaparición de su hija

GRA186 SEVILLA 09/04/2014,- Los padres de Marta del Castillo, la joven sevillana asesinada en enero de 2009, Antonio del Castillo y Eva Casanueva, tras atender hoy a los medios de comunicación, a los que han asegurado que sienten un "gran vac&iacut
|

Los padres de Marta del Castillo, la joven sevillana asesinada en 2009, aseguraron ayer que sienten un “gran vacío” tras conocer que los huesos encontrados ayer en una escombrera de Camas no son los restos de su hija y han señalado que ayer fue “el día más duro” desde que desapareció.
Antonio del Castillo y Eva Casanueva comparecieron en una rueda de prensa en la que mostraron su esperanza en que los restos de Marta sean localizados en esa escombrera, donde calculan que la Policía acabará su rastreo en dos o tres días.
La madre pidió que Miguel Carcaño, único condenado por este caso y al que calificó como “la esencia del mal”, no goce de ningún privilegio en la cárcel y salga al patio con el resto de los reclusos.
Ambos mostraron su convicción de que familiares de Miguel Carcaño encubren el caso y que la versión que se creen es que Miguel mató a su hija cuando tenía 17 años, la sacaron de la casa en silla de ruedas y junto con su hermano Francisco Javier Delgado, que ha sido absuelto judicialmente, la llevaron en el coche de la exmujer de éste hasta la escombrera de Camas.
“La sensación ahora es de un vacío completo. Esto es como esa atracción de feria de la caída libre, y lo único a lo que te tienes que aferrar es a la esperanza de que esto ha sido un alto en el camino de la búsqueda” de Marta, resumió la madre, que considera “maldito” este caso.
Desde que la noche del pasado lunes 7 de abril se localizaron los huesos en la escombrera hasta que el martes se confirmaron que no eran de Marta, la madre asegura que han sufrido muchos “nervios” y que sólo han podido combatirlos con pastillas y tila.
Eva Casanueva reiteró que siente “odio y rabia” hacia Miguel Carcaño, al que ha deseado “lo peor”, aunque no sea “políticamente correcto” decirlo, y que cada día que pase en la prisión sea “un infierno”.

protegido en la cárcel
La madre agregó que el asesino confeso cree que va estar “protegido en la cárcel” mientras no aparezca su hija, e instó, a “quien le corresponda”, a que tome medidas para que Carcaño “deje de disfrutar de privilegios y salga al recreo con el resto de reclusos al patio, que ya lleva cinco años mintiendo, y pague como cualquier condenado”.
“Lo peor es que te maten a una hija, pero la tortura a la que nos tiene sometido Carcaño no tiene palabras, no pienso que esté mal de la cabeza”, subrayó la madre de Marta, quien considera que “la esencia del mal” está en al asesino confeso.

Los padres de Marta dicen que el martes fue “el día más duro” desde la desaparición de su hija