La operación “Pikachu” convierte la reunión en un cruce de reproches

|

El caso “Pikachu” volvió a la palestra en el turno de preguntas, donde César Santiso exigió la lista detallada de los regalos que el grupo municipal recibió de Vendex, la principal empresa investigada en el caso, y que el teniente de alcalde se negó a dar remitiendo al portavoz de EU a la información vertida por los medios de comunicación. Minutos antes, en el punto sobre el parque que el Ayuntamiento le dedicará a Adolfo Suárez, Santiso señalaba que “a mellor homenaxe é que dimitan os imputados aquí e agora”.
Las cuestiones del representante daban pie a una serie de acusaciones personales donde Santiso le pedía a Negreira que no actuara a rebufo de Feijóo y que tomara medidas con respecto a sus compañeros de filas implicados en la trama. La concejala de Hacienda, Rosa Gallego, acusaba a Santiso de intentar empeorar la imagen del gobierno para “arañar unos votiños” y Julio Flores lo comparaba con un bufón.

La operación “Pikachu” convierte la reunión en un cruce de reproches