El rey pide a los militares que transmitan serenidad y trabajen por la seguridad

GRA070. MADRID, 06/01/2014.- El Rey en la Plaza de la Armería a su llegada al Palacio Real donde ha presidido hoy la celebración solemne de la Pascua Militar. Don Juan Carlos, que ayer cumplió 76 años , reaparece hoy en su prim

El rey animó ayer a las Fuerzas Armadas y la Guardia Civil a perseverar en su “ejemplaridad”, a “seguir transmitiendo confianza y serenidad”, a “continuar trabajando unidos por la seguridad y el bienestar del conjunto de los españoles” y a ser “los primeros en ofrecer y los últimos en recibir”.
En sus palabras con motivo de la Pascua Militar, don Juan Carlos se declaró “plenamente consciente” del “enorme esfuerzo” que realizan los militares, tras un “duro año”, por “mantener las capacidades” necesarias para garantizar la defensa de España y advirtió de que es “imprescindible” continuar avanzando por la senda que permita obtener “el máximo rendimiento de los recursos”.
Después de agradecer el “patriotismo”, la “solidaridad” y la “generosidad” demostrada por los miembros de los Ejércitos y del instituto armado, el jefe del Estado proclamó: “Nuestra sociedad responderá siempre a vuestra generosidad con su reconocimiento y admiración, como reflejan las encuestas; y yo, como siempre, sentiré el orgullo de ser vuestro jefe”.

Don Juan Carlos reapareció con motivo de  la Pascua Militar tras su operación de cadera

 

dificultades para leer
Acompañado por la reina y los príncipes de Asturias, don Juan Carlos reapareció ayer fuera de la Zarzuela después de su última operación de cadera para presidir esta ceremonia en el Palacio Real, donde prescindió de una de sus muletas durante la parada militar y pronunció su alocución ante unos 120 invitados de pie ante un atril, con dificultades para leer algunas de las frases del texto.
Así, tras animar a los militares a ser los primeros en ofrecer y los últimos en recibir, no siguió la literalidad del discurso previsto, que continuaba “Esa es la grandeza de la milicia, la vuestra”, y ha optado por concluir así su reflexión: “Esa es la grandeza de la familia, la vuestra y la mía”.
Al inicio de su intervención, el rey dedicó un recuerdo a todos los militares y guardias civiles que “sirven ejemplar y eficazmente” a los españoles, dentro y fuera del país, de quienes valoró más adelante su contribución a “la mayor fortaleza” del Estado de derecho y a “la defensa de los legítimos intereses de España en el mundo”.
“He seguido, al igual que el príncipe de Asturias, las vicisitudes del duro año que ha pasado y soy plenamente consciente del enorme esfuerzo que estáis realizando por mantener las capacidades que se requieren para garantizar la seguridad y la defensa de nuestra patria, en un escenario económico de gran complejidad”, señaló el Monarca.

El rey pide a los militares que transmitan serenidad y trabajen por la seguridad

Te puede interesar