La directora que no cedió su colegio al 9-N relata las presiones que sufrió

Former Catalan President Artur Mas (C) gestures flanked by former regional councilors Irene Rigau (L) and Joana Ortega as they arrive to court in Barcelona, Spain, February 6, 2017. REUTERS/Albert Gea TPX IMAGES OF THE DAY
|

La que era directora del instituto que no cedió las llaves del centro para la consulta independenstita del 9-N, Dolores Agenjo, relató ayer ante el tribunal las presiones que sufrió para entregar las llaves del centro. Asimismo, indicó que la Conselleria de Enseñanza de la Generalitat les dijo que era “conveniente” que los mismos directores buscasen voluntarios para encargarse de los centros el día de las votaciones si ellos no querían hacerlo.
Agenjo –entonces directora del IES Pedraforca de L’Hospitalet de Llobregat – declaró como testigo en el juicio que esto se lo comunicó, en una reunión con otros directores de instituto, la que era jefa de Servicios Territoriales de Enseñanza en Barcelona Comarques, Montserrat Llobet.
Agenjo explicó que le pidió un escrito que reflejara que ella iba a entregar las llaves obligada y Llobet le preguntó: “Este escrito no se lo enseñarás a nadie ¿verdad?” –siempre según Agenjo–.
“Aquello acabó de iluminarme y le dije que sí, que en cuanto lo recibiera se lo iba a enviar a inspección y a la delegada del Gobierno en Cataluña”, aseguró la testigo, que añadió que Llovet le replicó que debía consultarlo, pero no volvió a recibir respuesta y el centro no se abrió. 
Por su parte, la que era jefa de servicios territoriales de Enseñanza en Barcelona Comarcas, Montserrat Llovet, aseguró que no hubo represalias a la directora. Esta alto cargo de la Conselleria de Enseñanza también admitió que se negó a responder por escrito a los directores de secundaria ante la petición de algunos de que así lo hiciera sobre el uso de los centros educativos para la consulta sobre la independencia.
También declaró ayer el consejero delegado de Focus, Daniel Martínez, quien explicó que el centro de prensa para ofrecer datos de la consulta del 9-N se montó del 3 al 7 de noviembre, es decir, también después de que el Tribunal Constitucional suspendiera el 4 de noviembre la consulta. 
Por su parte, la exdirectora del Centro de Iniciativas para la Reinserción de la Generalitat (Cire) aseguró que el material que el Govern les encargó para la consulta ya estaba “hecho y facturado” antes de que se suspendiera el 9-N.
El que era director del Centre de Telecomunicacions i Tecnologies de la Informació de la Generalitat, Jordi Escalé, aseguró ayer, que se hubiera podido eliminar la página www.participa2014.cat después  de la suspensión y no se hizo porque nadie lo ordenó.
Puntualizó que la página se había copiado en servidores de usuarios particulares y que estas copias no se podían eliminar, pero sí la alojada en los servidores de Akamai Internacional. n

La directora que no cedió su colegio al 9-N relata las presiones que sufrió