Los usuarios comienzan a recoger firmas contra el cierre de la piscina durante tres meses

17 diciembre 2014 Arteixo.- La piscina municipal cerrará durante tres meses pro las obras de ampliación El cierre de la instalación deportiva se efectuará entre finales de diciembre y marzo

“Siete días antes y por la prensa”, aseguran los usuarios que así se enteraron de manera oficial del cierre de la piscina municipal. Ante esta situación, varios abonados decidieron empezar una recogida de firmas en contra de esta situación.
Esta misma semana, el Ayuntamiento confirmaba que la instalación deportiva no estaría abierta a partir del día 25 de diciembre por la parada técnica obligatoria. A estas dos semanas de parones se unirían tres meses más, es decir, hasta marzo, por las obras de ampliación que se están ejecutando.
Desde el gobierno local señalaban que buscarían algún acuerdo de colaboración con A Coruña para dar servicio a los usuarios y  a los clubes que entrenan en esta instalación.
En el aire queda el futuro de la plantilla actual. La concesionaria termina ahora su contrato, por lo que, según la versión municipal, que sigan con trabajo depende de que la empresa les quiera reubicar en otras instalaciones. De no ser así, serían despedidos, aunque el Ayuntamiento afirma que una vez que llegue la nueva concesión, la adjudicataria deberá subrogarlos.

"No estaba previsto"
Las reacciones a este anuncio fueron llegando poco a poco. Los primeros en pronunciarse al respecto fueron los nacionalistas que el pasado martes solicitaban una junta de portavoces para que el Ayuntamiento aclarase todas las dudas sobre esta obra.
A través de las redes sociales, Podemos de Arteixo se hacía eco de la recogida de firmas. Desde el círculo sectorial Familia, ponían el acento en que “en un principio no estaba previsto que fuera de esta manera”. El proyecto contemplaba la construcción del edificio nuevo primero para que lo pudieran utilizar los usuarios una vez que se empezase a trabajar en el actual.
Con ello, buscaban causar las mínimas molestias a los abonados, afirmaban el día de la presentación del proyecto de reforma y ampliación de la piscina.
“Creemos firmemente que todos estos cambios de última hora se deben exclusivamente a fines electorales con vistas a mayo de 2015, sin importarles nada los perjuicios que este cierre de tres meses pueda ocasionar a los vecinos de Arteixo”, replican desde Podemos.
Pero no son los únicos que a través de las redes sociales han mostrado su malestar por el cierre de la instalación deportiva. En el plano más vecinal, a través de la página de Facebook O Berro Vozeiro, se lanzan una serie de preguntas: cuándo se iba a comunicar a los usuarios y a los trabajadores el cierre, qué solución van a dar a los afectados, o, por qué se realiza ahora este “peche se non estaba previsto”.
Las redes sociales han facilitado de manera considerable la partición de los ciudadanos. Otro vecino ponía en marcha una recogida de firmas vía change.org para exigir al Ayuntamiento que reconsidere su decisión. Por un lado, las rúbricas van dirigidas a pedir que el gobierno local no cierre durante tres meses la piscina. Por otro lado, para evitar que se produzcan despidos.

Los usuarios comienzan a recoger firmas contra el cierre de la piscina durante tres meses

Te puede interesar