Legión de escolares para un centurión

El Ideal Gallego-2014-04-10-011-4708c2e8
|

La Legión Novena Hispánica llegó ayer al colegio Peñarredoda. El centro realizó un viaje en el tiempo para encontrarse cara a cara con el centurión y su legión, en el campo de fútbol del centro. Llegaron, les dijeron los soldados a los alumnos, “dispuestos a instruiros en una escuela de legionarios”. Arremolinados en las gradas, varias decenas de escolares esperaban expectantes las órdenes del centurión. Pero lo primero eran las presentaciones.
Los miembros de la asociación histórico-cultural The Royal Green Jackets, capitaneados por su presidente, Manuel Arenas, explicaron a los niños del colegio cómo eran y cómo vivían los legionarios de la época romana, los que vivieron en la época del emperador Augustus en la Britania Romana.
De los pies a la cabeza, ataviados como aquellos soldados imperiales, los visitantes explicaron con detalles cómo era su uniforme. Sandalias tachueladas, calcetines de lana virgen para protegerse del frío, la túnica, pintada de rojo... Los niños escuchaban atentos, pero con ganas de “pisar el ruedo”. Arenas se lo había prometido: les enseñarían a luchar. Aunque sin lanzas y espadas, algunos afortunados blandieron sustitutos de corcho, marcharon con la tropa y sintieron, en definitiva, lo que era ser un legionario al servicio de un centurión. La actividad se enmarca en el programa de la English Week en la que está inmersa el centro esta semana.

Historia e inglés
Durante siete días, los niños hablan solo en inglés, cambian el horario de las clases y los contenidos de las mismas y, cada día, lo dedican a un país de habla inglesa. Ayer era el día de Irlanda.
El subdirector de Primaria del centro, Adrianey Arana, destacaba ayer el éxito de esta iniciativa, que ya ha cumplido tres años. “Es una forma mucho mejor que los libros de que aprendan inglés. Los niños están muy motivados. Durante siete días preparan trabajos y obras de teatro. Hasta los que están enfermos quieren venir a clase estos días”, señala con orgullo.
Vincent es profesor de inglés. Se encarga de la organización de esta semana y se siente “muy satisfecho” del resultado. “A los niños les hace ilusión preparar los trabajos que mañana presentarán a sus padres en la jornada de puertas abiertas”, comenta. Además, el menú del comedor también se adapta estos días a la cocina internacional. “Lo que más les gusta es el día que hay hamburguesas”, bromea. El muñeco viajero Stabri también ha querido participar y ha vuelto a A Coruña para pasar esta semana en el colegio.

Legión de escolares para un centurión