La Audiencia falla no incluir los 20,8 millones como deuda privilegiada

12 abril 2014 Fotografía de las deudas del Depor
|

 Los argumentos empleados por los abogados del Deportivo y Novagalicia convencieron a los magistrados de la Audiencia. Hacienda reclamaba en la vista del 24 de marzo que casi 21 millones de euros fueran reconocidos como deuda privilegiada, sumándolos a los 60 que ya se le adeuda al fisco.
El recurso del Abogado del Estado se amparaba en una serie de derechos de prenda para avalar esta deuda, pero antes de que se hubieran otorgado estos derechos a Hacienda Lendoiro ya los había utilizado... con los bancos. “Es como si hipotecas dos veces una casa”, comentaba uno de los abogados a la salida de la vista en la Audiencia. El fallo ordena que la deuda concursal del club se quede como está, es decir, en total con casi cien millones de deuda privilegiada, unos 40 con los bancos, con los que a partir de ahora ya se podrá negociar tras saber cómo queda, de manera definitiva, el reparto.

140 'millonazos' de deuda
La deuda concursal del Deportivo se queda en 140.231.170,49 euros. La privilegiada, sin quita, se mantiene, pero bajan la ordinaria y subordinada tras el acuerdo que firmó Lendoiro. La ordinaria se reduce en 9.988.207,53 euros; la subordinada, en 10.242.070,99 euros.
Del 20% de los ingresos anuales, el club destinará el 48% (algo menos de un 10% del total de ingresos) al pago de ambas.
Los casi cien millones de deuda privilegiada se los reparten la Agencia Tributaria y las entidades financieras. Mínimamente, también tiene un porcentaje la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS).
Tino Fernández tuvo que negociar el convenio singular con Hacienda sobre 61,94 millones de euros. Sobre esa cantidad no hay quita, ya se han abonado 19,74 millones y el resto se pagará en ocho años con el dos por ciento de intereses.
En cuanto a los 36,40 millones de deuda con los bancos, No- vagalicia supera los 26,5 millones.
De ellos, 13,66 corresponden a un crédito sindicado y 12,88 en un préstamo personal que se abonará, en gran parte, con acuerdos de publicidad. Al Sabadell Gallego le debe 9,49 millones en un préstamos sindicado, mientras que con Caixa Bank había una deuda de 360.000 euros amortizados.

La Audiencia falla no incluir los 20,8 millones como deuda privilegiada