Sesión de alta intensidad para nueve futbolistas

Imagen de la sesión de ayer | pedro puig
|

Después del esfuerzo que supuso haberse enfrentado el sábado por la tarde al Pontevedra en Pasarón, el RC Deportivo regresó a los entrenamientos ayer por la mañana en Abegondo, en una sesión ‘en familia’.

No en vano, tan solo nueve futbolistas tomaron parte en un test exigente, mientras que sus compañeros se quedaron en el gimnasio y recibieron a mayores una sesión de baño y masaje para tonificar sus músculos.

Además del meta fabrilista Alberto, los jugadores que saltaron al césped de Abegondo fueron los suplentes o los queno dispusieron de minutos el sábado, es decir, Lucho García, Jorge Valín, Adri Castro, Claudio Beauvue, Héctor Hernández, José Alonso Lara, Nacho González y Rui Costa.

El cuerpo técnico de Fernando Vázquez diseñó un plan de entrenamiento específico para ellos, con un ensayo duro con el que trataron de capear la lluvia y las bajas temperaturas de ayer domingo.

Estos nueve futbolistas trataron de agradar al ‘staff’ herculino, conscientes de que en las dos próximas semanas el doble compromiso liguero-copero frente a Celta B y CD Ejido, respectivamente, deparará oportunidades para todos los miembros del plantel.

Después de haber completado un calentamiento con diversos rondos, el plantel deportivista llevó a cabo un circuito físico y fútbol en espacio reducido, de alta intensidad. Una modalidad que siempre da lugar a acciones espectaculares, con constantes regates y disparos a puerta.
Tras una hora y media de actividad en la ciudad deportiva blanquiazul, en la que también hubo tiempo para las típicas bromas, los futbolistas se retiraron a los vestuarios con la mente puesta en los próximos duelos oficiales previos al parón navideño.

Sesión de alta intensidad para nueve futbolistas