Localizan dos cajas negras del avión militar ruso que se estrelló en el mar Negro

Sacan del mar Negro parte de los restos del avión reuters
|

Los equipos de rescate localizaron dos cajas negras del avión militar ruso que se estrelló el pasado domingo en el mar Negro mientras viajaba hacia Siria, según una fuente de seguridad.
“La ubicación de las dos cajas negras –el registrador de voces en cabina y el registrador paramétrico– ya está determinada”, dijo. Aún queda por localizar una tercera caja negra, habitual en este tipo de avión, un Tu-154.
La primera caja negra, la que registra las conversaciones en cabina, fue recuperada y trasladada al Instituto Central de Investigaciones Científicas, dependiente del Ministerio de Defensa, de acuerdo con un comunicado difundido por este.
“El análisis preliminar ha permitido reducir la lista de posibles causas”, reveló el departamento militar, aunque no detalló qué opciones fueron descartadas. El Kremlin ya ha aclarado en los últimos días que no se trata de un atentado.
La prensa oficial señala que los investigadores barajan las hipótesis de que se produjera un error humano o un fallo eléctrico, de que un objeto penetrara en el motor e incluso de que el combustible fuera de mala calidad. Los servicios rusos recuperaron varios fragmentos del avión siniestrado, incluidas partes del fuselaje, los motores y el tren de aterrizaje.
El Ministerio de Defensa especificó que los restos del Tu-154 quedaron esparcidos en un radio de unos 500 metros.
Ya se han recuperado asimismo los cadáveres de 13 personas, dos de las cuales fueron identificadas. En el avión viajaban el coro militar Alexandrov, la activista humanitaria Elizaveta Glinka y nueve periodistas.
El domingo por la mañana, un Túpolev se estrelló en el mar Negro siete minutos después de despegar del aeropuerto ruso de Sochi, donde había hecho una parada para repostar antes de poner rumbo hacia la base militar de Hmeymim, en la provincia siria de Latakia.
A bordo iban ocho tripulantes y 84 pasajeros, incluidos los más de 60 integrantes del Alexandrov, que iban a dar un concierto en Año Nuevo para los militares rusos destacados en Siria como parte de la misión de apoyo al régimen de Bashar al Asad.
El Ministerio de Defensa de Rusia negó el pasado lunes unas informaciones que apuntaban que las víctimas del siniestro llevaban puesto el chaleco salvavidas antes de que se produjera el impacto del aparato contra el agua.

Localizan dos cajas negras del avión militar ruso que se estrelló en el mar Negro