Citroen quiere implantar en Vigo un nuevo turno de mantenimiento exclusivo para los fines de semana

01 marzo 2016 págian 32 Planta de PSA en Vigo. El consorcio automovilístico francés concentró en sus plantas de Madrid y Vigo el 19,5% del total de vehículos exportados en España durante el pasado ejercicio, con
|

La dirección de la planta de PSA Peugeot Citroen en Vigo presentó en la cuarta reunión de la mesa negociadora, celebrada ayer, dos medidas organizativas que pasan por una modificación en el funcionamiento de los turnos variables y por crear, con personal voluntario, un nuevo turno para mantenimiento con jornadas de 12 horas –11 de trabajo efectivo– en fines de semana.
La modificación del funcionamiento de los turnos variables se aplica al sistema 2 y, según fuentes de la empresa, consiste en la distribución equitativa de la variabilidad de horario entre los turnos de mañana y tarde, con una actividad media diaria de 6 horas para cada uno.
En concreto, lo que se plantea es que el turno de mañana pueda variar el horario de entrada y el de tarde variar la hora de salida, con lo que ambos turnos se “pegan” a la hora del cambio de turno, a las 14.00 horas, y se “mantiene la actividad continuada”. Es una medida que podría empezar a aplicarse desde la misma firma del convenio.
La segunda medida se basa en la creación de un nuevo turno para el servicio de mantenimiento, que se conformaría con personal actual voluntario y realizaría los fines de semana turnos de 12 horas diarias. Estas personas para completar su horario semanal trabajarían otros días de la semana en jornadas de ocho horas -–lunes y martes o jueves y viernes, según fuentes sindicales–. Tal y como comunicó la empresa, este nuevo equipo serviría para “complementar los turnos que existen hoy en mantenimiento” –de semana y fin de semana– y permitiría contar con más recursos en el servicio en fines de semana con altas cargas de producción. Así, se podría poner en marcha tras la firma, aunque en todo caso se vincula a los volúmenes de producción.
La de ayer era la cuarta reunión de la mesa negociadora conformada por la dirección de la factoría viguesa y representantes de los trabajadores, por la que se busca la adopción de medidas asociadas a la candidatura de la planta para optar a un nuevo modelo de vehículo. La próxima reunión de la mesa se celebrará mañana, y en ella está previsto que la empresa aporte su propuesta final de cara a firmar el próximo día 15 el acuerdo.
El representante de CCOO, Santiago García, dijo que modificar el turno variable es una decisión “inocua en términos de salario”, si bien añadió que “puede haber algún inconveniente” en el transporte de los empleados hacia el centro de trabajo. 
Además, sobre el mantenimiento, valoró positivamente que sea voluntario, pero pidió “una mejora económica”.
Según explicó, en relación a la idea de la empresa de hacer “deslizante” una de las 3 semanas de vacaciones de verano, ayer CCOO hizo una contrapropuesta: utilizar el cuarto equipo de trabajo para cubrir la demanda de producción y así dar tres semanas de vacaciones seguidas al resto de la plantilla.
Rubén Pérez, de UGT, reclamó que si no hay suficientes voluntarios para el nuevo turno de mantenimiento, se opte por buscar en otros perfiles de profesionales que estuvieron en el oficio y fueron reclasificados.

Citroen quiere implantar en Vigo un nuevo turno de mantenimiento exclusivo para los fines de semana