El BNG se ofrece a mediar para zanjar la crisis entre el PSOE y el Ayuntamiento

15 diciembre 2015 A Coruña.- La Marea obvia los Presupuestos en el último pleno del año, al que solo lleva mociones
|

La negociación entre el PSOE y el Ayuntamiento dio ayer una vuelta de tuerca cuando la concejala nacionalista, Avia Neira, les remitió sendas cartas en las que se ofrecía a mediar en una reunión a tres bandas que se celebraría hoy y que serviría para desbloquear las conversaciones sobre el presupuesto de 2016. Pero el Gobierno local declinó la oferta. “Non vamos a acudir mañá, pero agradecemos o xesto”, comentan fuentes municipales. El Ejecutivo de Xulio Ferreiro prefiere centrarse en un acuerdo bilateral con el PSOE, al que advierte de forma ominosa: “Si a maior brevedade non hai un xesto por parte do PSOE, se abrirán novos escenarios”. 
Por su parte, los socialistas prefieren reservarse su respuesta para hoy. De todos modos, la postura del Gobierno local echa por tierra el intento del Bloque de entrar a la mesa de negociaciones presupuestarias “as tres forzas que permitimos que houbese un cambio de Goberno nesta cidade”. A menos que se produzca una sorpresa, el salón azul del palacio municipal de María Pita (donde convocaba a ambas partes) permanecerá vacío hoy a las cinco de la tarde.
Pero no parece que la Marea Atlántica y el PSOE estén hoy más cerca que ayer de alcanzar un acuerdo bilateral que se truncó por “la negativa de la Marea a concretar los programas de empleo en la reunión del viernes y el anuncio de la presentación de un supuesto plan de empleo sin negociar”, según el PSOE. Por su parte, el concejal de Empleo, Alberto Lema, animó al grupo municipal socialista a “pensar as consecuencias que a súa actitude na negociación dos Orzamentos ten para a cidade” y achacó al “profundo descoñecemento do funcionamento” de cómo funciona el Ayuntamiento las quejas de “deslealtad” que el portavoz socialista, José Dapena, formuló el lunes. 
Al mismo tiempo, en un curioso giro, Lema reconoció la “ experiencia acumulada, colectiva, de goberno” con la que cuenta el todavía “socio preferente” de la Marea Atláncia. “O que delata con esta actitude é unha intención última de non colaborar, de non ir realmente a negociar nada”, consideró.
El portavoz socialista recordó que fueron sus votos los que le llevaron a María Pita: “No se me ocurre mayor señal de nuestra voluntad que votar la investidura de Xulio Ferreiro como alcalde sin pedir nada a cambio, solo por nuestra responsabilidad de respetar la voluntad ciudadana, la misma con la que decimos ahora que así no se puede”.
Es más, el PSOE acusa al Ayuntamiento de “aplicar el rodillo de un Gobierno en minoría”, a pesar de la notable dificultad que supone tener el mismo número de concejales que el principal partido de oposición, el PP (10), lo que le obliga a alcanzar un pacto con los socialistas, que disponen de seis votos. Dapena asegura que la Marea Atlántica actúa con “soberbia y el victimismo” y advierte que en estas condiciones el PSOE no está dispuesto a avanzar en una negociación a ciegas, sin que se concreten los planes que hay detrás de las partidas económicas.

El BNG se ofrece a mediar para zanjar la crisis entre el PSOE y el Ayuntamiento