Norberto Fernández | “‘O báculo de Daghdha’ supuso para mí una satisfacción agotadora”

|

Este diario ofrece a sus lectores el próximo sábado, de manera gratuita, el cómic “O báculo de Daghdha”, diseñado por el ilustrador pontevedrés Norberto Fernández para el Eixo Atlántico.  Una historia de aventuras en la que los protagonistas recorren el Camino Portugués a Santiago, desde Lisboa a Compostela. El autor explora por primera vez un estilo de cómic europeo – el de “Tintín” en palabras de su creador– que se aleja del sello personal que tantos hechos le ha dado en España y Estados Unidos.  

¿Qué es “O báculo de Daghdha”?  
Es una iniciativa del Eixo Atlántico y de su secretario general, Xoán Vázquez Mao que, como buen aficionado a los comics, entiende muy bien su capacidad para comunicar, y planteó la posibilidad de crear una aventura que se desarrollase en la eurorregión Galicia-Norte de Portugal, el ámbito de actuación del Eixo Atlántico. Con esta premisa, creamos “O báculo de Daghdha”, donde se mezclan el misterio, un par de elementos mágicos y fantásticos, un poco de acción, un poco de sentido del humor... Una trama que, tomando como base el Camino Portugués, de Lisboa a Santiago, y sus variantes Interior, Media y de la Costa, se presentan una serie de personajes que deben ir reuniendo una serie de claves para resolver un enigma en forma de puzzle una vez que lleguen a Compostela. En la ciudad deberán encontrar ese objeto mágico –o científico, según se mire– que es el Báculo de Daghdha. Es un báculo que en la antigüedad se atribuía l dios celta de su mismo nombre y que tenía unos poderes especiales, pero que aquí  planteamos que pueda tener una explicación más o menos actual, teniendo en cuenta que la que entonces se consideraba magia, puede ser lo que ahora nosotros entendemos por ciencia. 
 
Siempre con la idea de dar a conocer el ámbito del Eixo Atlántico... 
La intención es mostrar el entorno, los paisajes, el arte, la historia... Hacer valer la cantidad de historias que hay debajo de cada piedra, tanto en Galicia como en Portugal, y desvelar cantidad de misterios, dar a conocer personajes y objetos extraordinarios... Porque esta región no tiene nada que envidiar a otra parte del mundo en estos aspectos... 

¿Cómo surge esta última colaboración –porque hubo alguna anterior– con el Eixo Atlántico? 
Con el Eixo Atlántico trabajé anteriormente en el diseño de la mascota de su veinte aniversario y la idea de poder hacer un cómic para promocionar Galicia y Portugal siempre estuvo ahí flotando, tanto por parte de Vázquez Mao, que es un gran aficionado, como por la mía, que soy profesional del sector, pero hubo que esperar el momento para ejecutarlo y ahora, por fin, se alinearon los planetas y llegó la hora: el 2017.

¿Qué representa “O báculo de Daghdha” en la carrera profesional de un ilustrador como usted, que viene de cosechar un éxito importante en Estados Unidos? Lo del éxito es siempre relativo, aunque lo cierto es que hasta ahora no me puedo quejar, porque he tenido una trayectoria más o menos regular en el mercado español y después he hecho varias cosas en Estados Unidos, edité algunos números para la Marvel Comics, hice novela gráfica... Pero a mí me gusta el comic en todas sus formas y, en este sentido, cualquier tipo de reto, ya sea en forma de comic infantil o para adultos, pues considero que todos forman parte del mismo medio y del mismo lenguaje. En este caso, la idea era hacer un formato de cómic de estilo europeo, una aventura tipo “Tintín”, pero con una trama de misterio, incidiendo en datos del paisaje. Para mí, “O báculo de Daghdha” supuso una satisfacción agotadora, sobre todo porque este trabajo requirió una labor de documentación profunda, detrás de cada dibujo, de cada calle, de cada ciudad, de cada documento hay un trabajo de investigación denso y a veces complejo. Por eso es un proyecto muy cansado, pero a la vez apasionante y motivador.
 
¿Era la primera vez que hacía una aventura de formato europeo? 
Claro, por un lado está eso, que era la primera vez que podía hacer algo así, y por otro, también era la primera vez que editaba en portugués, porque el cómic sale en una edición bilingüe y siempre es estupendo poder ampliar mercado, en este caso a Portugal.

Antes apuntaba a los distintos públicos... ¿A qué segmento va dirigido “O báculo de Daghdha”?
Estos es lo que antiguamente se denominaba para todos los públicos, desde niños de 8, 9 o 10 años, que se pueden leer un “Tintín”, en adelante. Es una aventura que en lo que más incide es en el entorno, donde mediante una historia contamos otras pequeñas historias sobre lugares, personajes curiosos... Donde mezclamos lo divino y lo profano porque una cosa no se puede entender sin la otra.

El cómic lleva aparejado un concurso ¿En qué consiste? 
Durante la aventura, en algunos personajes secundarios introdujimos caricaturas de otros personajes reales, tanto del ámbito gallego como del portugués, a modo de broma, como de cameo... El concurso consiste en una pregunta sobre esos personajes, que el lector debe localizar e identificar. El premio es una caricatura original del ganador, que además estará dedicada por el artista portugués Adao Silva. l

Norberto Fernández | “‘O báculo de Daghdha’ supuso para mí una satisfacción agotadora”