Detienen a un ciudadano francés en Ucrania que planeaba quince ataques terroristas en la Eurocopa

|

Las fuerzas de seguridad de Ucrania detuvieron a un ciudadano francés que pretendía lanzar 15 ataques terroristas antes y durante la Eurocopa, que se celebrará desde este viernes hasta el 10 de julio en Francia. El detenido tenía como objetivos de sus ataques una mezquita, una sinagoga, la agencia tributaria y los puestos de control de carretera. La detención del sospechoso se llevó a cabo el pasado 21 de mayo en la ciudad de Jagodyn, cerca de la frontera con Polonia, y la misma fue confirmada ayer por el jefe del Servicio de Seguridad de Ucrania, Vasil Hricak.
La televisión francesa M6 informó el viernes de que el sospechoso, de 25 años, fue arrestado porque portaba todo un arsenal de armas como lanzacohetes, explosivos y fusiles de asalto Kalashnikov a bordo de su vehículo.
Hricak explicó que, aunque no querían revelar esta información hasta el final de la Eurocopa, decidieron hacerlo tras las filtraciones a los medios de comunicación. “No teníamos excusa”, reconoció.
Francia ha extremado las medidas de seguridad de cara a la competición deportiva, que se desarrollará en París y otras ciudades, y que tendrá como escenarios los principales estadios del país y las zonas para aficionados. Estados Unidos emitió la semana pasada una alerta de viaje en la que advertía a sus nacionales del riesgo de que se produjeran atentados en Europa este verano y advirtió específicamente acerca de la Eurocopa como potencial objetivo.  
Mientras, la Policía de París obtuvo del Ministerio del Interior el refuerzo que solicitó con motivo de la Eurocopa de fútbol, de tal forma que unos 13.000 agentes patrullarán la capital y su área metropolitana para garantizar la seguridad y prevenir posibles atentados.
Inicialmente, se estableció un dispositivo de unos 10.000 policías durante la competición. El prefecto de la Policía de París, Michel Cadot, confirmó que el Ministerio había accedido a desplegar otras 15 unidades móviles, alrededor de 3.000 agentes.
Cadot defendió la necesidad de estos “medios suplementarios”, que incluyen también unos 1.200 militares de la operación “Sentinelle”, activada tras los atentados de enero de 2015 y reforzada tras los del 13 de noviembre. En todo el país, se desplegarán 90.000 policías, militares y guardias privados.
“Estamos todo lo preparados que podemos estar”, añadió el prefecto, que llegó a proponer cierres puntuales de la fan zone de París por falta de medios. Cadot admitió que “el riesgo es elevado”, si bien insistió en que no hay ninguna “amenaza específica identificada”.

Detienen a un ciudadano francés en Ucrania que planeaba quince ataques terroristas en la Eurocopa