El Gobierno aprueba incentivos al empleo joven y al emprendimiento

la vicepresidenta del gobierno, soraya sáenz de santamaría, informa de las medidas efe/chema moya
|

El Gobierno aprobó las medidas más urgentes para fomentar la contratación de jóvenes parados y para ayudar a los emprendedores y a las pymes, y cifra el coste de las principales iniciativas contra el paro en 300 millones de euros al año.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, explicó que el decreto aprobado ayer entrará en vigor mañana y contiene una “buena parte” de las medidas anunciadas por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, durante el debate sobre el estado de la nación.

Englobó las iniciativas en tres ejes; aquellas que fomentan el empleo de los jóvenes a través de bonificaciones en las cuotas empresariales a la Seguridad Social, las que fomentan el autoempleo, por ejemplo, con la posible capitalización de toda la prestación de paro para montar un nuevo negocio y las que apoyan la financiación a los emprendedores y pymes.

 

extraordinarias

Se trata de más de 50 medidas que la vicepresidenta ha calificado como “extraordinarias” y entre las que destacan once que se enmarcan en la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven 2013-2016, como es el caso de la implantación de una tarifa plana de 50 euros en la cotización a la Seguridad Social durante seis meses para menores de 30 años y nuevos autónomos que inicien una actividad propia.

El Ministerio de Empleo calcula que esta tarifa plana permitirá lograr 30.000 altas en los cuatro años de funcionamiento de este plan y explicó que hasta 2016 se gastarán 1.188 millones en la promoción de incentivos a la contratación de parados menores de 30 años y el fomento de la actividad por cuenta propia entre los más jóvenes.

Asimismo se aprobó el contrato “primer empleo joven” para contratos temporales para menores de 30 años desempleados y una medida que autoriza a las ETT a formalizar contratos para la formación y el aprendizaje.

En este primer paquete de iniciativas se incluye la ampliación del Plan de pago a proveedores, dotado con 2.684 millones de euros, y al que se podrán adherir las entidades locales de País Vasco y Navarra así como mancomunidades que quedaron excluidas en el anterior plan.

CCOO y UGT rechazan “de forma absoluta” algunas de las medidas “porque, contrariamente a los objetivos de dicho plan, implican una precarización tanto en la inserción laboral de la juventud trabajadora como en sus condiciones de trabajo”.

En un comunicado, ambos sindicatos denunciaron que el Ejecutivo ha incluido en la estrategia medidas, como la bonificación a la cuota empresarial por la contratación de jóvenes a través de empresas de inserción, “no consultadas ni discutidas con los interlocutores sociales”.

A pesar de que el Ministerio de Empleo inició una serie de encuentros con CCOO y UGT y los presidentes de la CEOE y Cepyme para llegar a un acuerdo, las dos organizaciones recordaron que el proceso todavía no se ha culminado.

 

El Gobierno aprueba incentivos al empleo joven y al emprendimiento