El colista tumba al Depor

Deporte Campeón-2016-02-29-008-29985005
|

El Deportivo cayó de nuevo en una racha que comienza a ser demasiado pesada. Son diez encuentros sin ganar, dos derrotas seguidas, y la sensación evidente de que se atraviesa el peor momento de la temporada, no solo en resultados, sino en juego.
Atrás quedaron encuentros en los que se mereció mucho más por lo expuesto en el campo. Ayer el equipo coruñés se pareció al del Espanyol. Lentitud en la media, pocos pases en situaciones de crear peligro para Lucas Pérez, más corazón que cabeza y un desorden general del que el Granada se aprovechó.

Buen arranque
El Depor empezó mandando, como se suponía ante el colista de la categoría. Los andaluces se cerraron en su campo desde el principio, expresando de manera clara que las intenciones serían las de jugar a la contra. 
Tras un intercambio de jugadas ofensivas el equipo coruñés dispuso de la primera y mejor oportunidad en juego del partido. Luis Alberto sirvió un balón al primer toque para Lucas Pérez pero el delantero blanquizul la cruzó demasiado. El típico gol de Lucas que casi siempre entra, ayer no lo hizo.
La clave del encuentro estuvo en los cinco minutos que van desde el tanto que podría haber anotado el punta de Monelos hasta la jugada del penalti a favor del Granada. De haber marcado el blanquiazul todo hubiera cambiado, pero a los tres minutos era el equipo rojiblanco el que se ponía por delante. 
Luisinho quiso controlar en lugar de despejar, Success se llevó la pelota y Juanfran no pudo más que hacer penalti. Fue el principio del fin ya que El Arabi anotó la pena máxima.
Con el 0-1 el cuadro visitante dispuso de sus mejores minutos, dejando la pelota al Depor y esperando una contra para sentenciar. Mientras, los de Víctor tenían que recular en muchas ocasiones en las que atacaban pero no pasaban de la frontal, dejando jugadas de contra muy claras para los granadinos.
Después de varias acciones infructuosas en ambas áreas, se llegó al final de la primera parte con una opción muy clara para el 0-2. 
Hasta por tres veces pudo marcar el Granada, pero entre Lux, Arribas y Juanfran, evitaron la sentencia prematura antes de llegar al descanso.
En la reanudación todo siguió igual. El Depor mantuvo su once y careció de un hombre por detrás de Lucas ya que Luis Alberto y Fayçal caían a las bandas con relativa frecuencia. 
Con mucho corazón y poca cabeza lo intentaron los herculinos con balones al área. Lucas, con disparos lejanos, era el referente ofensivo.
Víctor cambió hombres y esquema para poner más jugadores en el ataque pero el Granada tiró de oficio y comenzó a trabar el partido, a perder tiempo. Oriol Riera disparó cerca del poste en el minuto 82 y Lucas ‘casi’ cabeceó en el 91 suspirando por el empate. 
Para completar la aciaga tarde, Lux vio tarjeta roja en el minuto 93 al cortar una jugada fuera del área cuando el Granada volvía a gozar de una ocasión de contraataque. Para olvidar. Para pensar. Para hacer cambios. Para revertir una racha que empieza a pesar demasiado y que es preciso cortar de raíz.

El colista tumba al Depor