Investigan la desaparición de un joven el jueves a la salida de una discoteca

Copia de El Ideal Gallego-2017-03-05-013-9aa65b80
|

El grupo especializado en búsqueda de personas desaparecidas de la Policía Nacional investiga las circunstancias de la desaparición del joven Manuel Rodríguez Gómez, para intentar descubrir su paradero tras pasar dos días sin que nadie haya tenido noticias de él. 
Mientras al cierre de esta edición los agentes no descartaban ninguna hipótesis –se interroga a su círculo más próximo para saber si Manuel pudo irse por voluntad propia o si, por el contrario, desapareció forzado por alguien–, la familia del joven vecino de Visantoña (Mesía) continúa distribuyendo carteles con algunos datos para intentar que alguien aporte alguna pista. 
Según sus allegados, la última vez que se vio al joven de 27 años fue a las 05.00 horas de la madrugada del jueves al viernes. 
Al parecer, el joven descansaba en las escaleras exteriores de la sala Pelícano –los propios porteros del establecimiento recuerdan haberlo visto allí e, incluso, parece que las cámaras de seguridad lo captaron– con un amigo hasta que este último se fue, dejándolo solo. 
Pasadas las 06.00 horas “enviou unha mensaxe de Whatsapp ao seu xefe e a partir das 06.42 horas o móvil daba apagado”, por lo que no fue posible contactar más con él ni apareció por su trabajo en un taller de la zona de Santiago.
La familia está muy extrañada porque Manuel (que iba vestido con un jersey azul marino y un pantalón vaquero) no era el típico joven que se va de fiesta sin avisar, sino todo lo contrario. En este sentido, cuentan que “non é habitual” que no durmiera en casa. 
Por ello han habilitado el número de teléfono 646 090 529 para aquellas personas que puedan aportar información.

Investigan la desaparición de un joven el jueves a la salida de una discoteca