Los coches continuarán circulando por la Ciudad Vieja hasta octubre

El Ideal Gallego-2015-05-05-003-1f7308e2_1
|

Después de meses de trabajo, el Ayuntamiento considera que la peatonalización de la Ciudad Vieja avanza por buen camino. En este tiempo, los esfuerzos de la Policía Local se han centrado en eliminar el estacionamiento indebido, permitiendo circular por sus estrechas calles, pero el objetivo final siempre ha sido vedar el paso de vehículos por el casco antiguo excepto en el caso de los residentes con garaje y  furgonetas de reparto. “El resultado hasta ahora es altamente positivo teniendo en cuenta que hemos tenido que esperar por él 30 años”, señaló la concejala de Movilidad, Begoña Freire. En cuanto a la segunda fase, señaló que el cierre total de la Ciudad Vieja se “sincronizará” con las obras de su entorno. O sea, que no se hará hasta octubre.
Eso es lo que señalan fuentes municipales, que apuntan a que la segunda fase consiste en mucho más que el simple cierre de la Ciudad Vieja al tráfico rodado: consiste en reordenar la circulación en todo su perímetro, que pasaría a moverse en el sentido de las agujas del reloj para mejorar su fluidez. Freire ya había anunciado en una intervención anterior que sería necesario acometer cambios significativos: en la calle de Nuestra Señora del Rosario se eliminará el acceso de vehículos por Puerta Real, se cambiará el sentido en la calle de la Amargura. También se habilitará un solo sentido en un tramo de la Maestranza, entre Campo da Estrada y Metrosidero.

estacionamiento
Este último cambio se llevará a cabo para aprovechar al máximo ese espacio y habilitar más aparcamiento en batería, porque, como siempre, el espacio para estacionar es uno de los puntos más polémicos del proyecto, y el que más esfuerzo supondrá para la unidad de disciplina vial de la Policía Local.
Sobre todo, en zonas como el solar frente a la Hípica, en A Maestranza, donde los conductores se han habituado durante años a buscar allí un aparcamiento gratuito sobre terreno sin urbanizar propiedad del Ministerio de Defensa, sin orden ni control.  La Concejalía de Tráfico y Movilidad está estudiando la forma de regular este espacio, que posiblemente comenzará, como la primera fase de la peatonalización, con avisos para los conductores recalcitrantes.

Los coches continuarán circulando por la Ciudad Vieja hasta octubre