Un gran comienzo otorga tres nuevos puntos

|

El Liceo mantuvo una jornada más el liderato en solitario de la OK Liga, después de derrotar al cuarto, el Noia, por 4-2. Como era de esperar, el Barcelona no tuvo problemas ante el colista, al que goleó (10-1), mientras que el Reus también venció cómodamente al Voltregá (8-0). De esta manera, todo sigue igual en cuanto a las tres primeras posiciones. El Liceo está en lo más alto, ahora con 42 puntos, mientras que el Barcelona es segundo con 41 y el Reus tercero con 36.
La clave del triunfo de los hombres de Juan Copa estuvo en su espectacular comienzo. Apenas la bola había comenzado a rodar cuando Eduard Lamas aprovechó un penalti para poner el 1-0. Y poco después, Dava Torres colocaba el 2-0 en el marcador.
Los coruñeses siguieron siendo ambiciosos, y mediada la primera mitad volvieron a tener protagonismo los no titulares. Marc Coy conseguía un 3-0 que ampliaba las distancias. Sin embargo, los hombres de Juan Copa no se fiaban, después de que el sábado el Quevert consiguiera empatar un 3-0.
Pero ya no hubo más goles en la primera parte. Los de Sant Sadurní no aprovecharon la falta directa ni la posterior ventaja numérica derivadas de una azul a Miras.
La segunda parte empezó prácticamente como la primera. Dava Torres lanzaba una falta directa y ponía el 4-0.
El Noia estaba desconocido, si bien tuvo importantes bajas como la del portero titular, Xus Fernández, y la del angoleño Da Silva.
Aún así, intentó redducir las diferencias y lo consiguió. Los goles casi seguidos de Martí Casas y de Nil Roca pusieron algo de incertidumbre cuando todavía faltaba un cuarto de hora. Pero la reacción de los de Anoia terminó ahí y el Liceo se hizo con tres nuevos puntos.
Los verdiblancos ya piensan en su próximo compromiso, el sábado en Grado frente al Asturhockey (20.30 horas), un encuentro en el que esperan lograr otra victoria.

Un gran comienzo otorga tres nuevos puntos