El descenso obliga al Depor y la AFAC a un nuevo convenio

Los presidentes de ambas partes suscribieron el acuerdo hace menos de un año | javier alborés
|

Aún no se ha cumplido un año del convenio que rige las relaciones entre el RC Deportivo y la Asociación de Fútbol Aficionado de A Coruña (AFAC) y el texto ha quedado sin efecto. El descenso del conjunto blanquiazul a Segunda División rompe el acuerdo que ambas partes firmaron en julio de 2017 y les obliga a renegociar las condiciones para rubricar un nuevo contrato de colaboración.

El 1 de julio del año pasado, Tino Fernández, en calidad de presidente del Dépor, y Manuel Vázquez, como presidente de la AFAC, suscribieron un acuerdo que había tardado meses en cerrarse por discrepancias entre los clubes de la asociación. Al Deportivo, además, le había sentado mal que a su equipo femenino no se le permitiera acceder al reparto de horas de los campos municipales para entrenamientos y partidos, lo que propició que el Depor Abanca se desplazara a Arteixo.

Con todo, en el acuerdo de 2017, la AFAC reconocía y ponía de manifiesto explícitamente la buena disposición y ayuda efectiva que el Depor presta al fútbol modesto coruñés, mientras que la entidad blanquiazul ponía de relieve la labor que desarrollan los clubs modestos en la formación de jugadores de cara a su posible integración en sus categorías inferiores.

A pesar de haber sido firmado en julio de 2017, el convenio quedó establecido desde el mismo mes del año anterior 2016, puesto que las partes tardaron doce meses en hacerlo realidad.
El contrato firmado establecía que iba a regir hasta el 30 de junio de 2020 y, “de no ser denunciado por alguna de las partes firmantes en el transcurso del mes siguiente al de su finalización”, quedaría automáticamente prorrogado otros dos años, hasta el 30 de junio de 2022. De hecho, en la presentación del acuerdo, el presidente del Deportivo, Tino Fernández, se congratulaba de que el convenio dejaba “estructurado el futuro de los próximos cinco años” en las relaciones entre ambas entidades.


Si bien, una de las cláusulas de ese acuerdo, concretamente la decimotercera, introducía un matiz importante: “El presente convenio suscrito entre la AFAC y el Deportivo quedará automáticamente cancelado en el supuesto de que el Deportivo descienda de categoría”.
Y eso es, precisamente, lo que se ha producido en la temporada 2017-18, por lo que el convenio queda invalidado cuando aún no se ha cumplido un año de su firma.


El Deportivo justificaba la inclusión de esa cláusula por la “notable reducción de disponibilidad económica del descenso.

En todo caso, el acuerdo de 2017 recoge que “en el supuesto de descenso de categoría el Deportivo realizará todos sus mejores esfuerzos para negociar un nuevo convenio con la AFAC adaptado a las nuevas circunstancias económicas”.

Así pues, tanto la AFAC como el Deportivo tendrán que centrar sus esfuerzos en negociar un nuevo convenio.

El descenso obliga al Depor y la AFAC a un nuevo convenio