Carril respalda la visión de los economistas sobre los perjuicios de las grandes áreas comerciales

|

redacción > a coruña
  El portavoz del BNG, Xosé Manuel Carril, mostró ayer su apoyo a los datos recogidos en el último barómetro elaborado por el Colegio de Economistas de A Coruña, en el que más de un 70% de los profesionales calificaba de negativa la apertura de grandes áreas para el comercio tradicional. “Como xa viña dicindo o BNG, os expertos aseguran que a proliferación de centros comerciais suporá un lastre para a economía da cidade”, puntualizó el nacionalista.
La destrucción de empleo era una de las cuestiones señaladas por los economistas a la hora de rechazar la apertura de las grandes superficies. Carril comparte esa opinión, ya que, según aseguró a través de un comunicado, éstas “non xeran emprego, destrúen postos de traballo estábeis sustituíndoos por traballo en precario e levan ao pequeno e mediano comercio a fechar”.

Medidas > El nacionalista recordó que su partido siempre defendió al pequeño comercio, ya que se trata de un sector que no sólo afecta al empleo, “senón tamén a propia vida da cidade”. Y es que, tal y como recuerda, “o comercio tradicional e as grandes áreas son incompatibeis”.
Por eso insiste en que, “fronte ao PP e o PSOE, que promoven os centros comerciais, o BNG aposta por dinamizar ao pequeno e mediano comercio”.

Carril respalda la visión de los economistas sobre los perjuicios de las grandes áreas comerciales