BETANZOS-Un vertido de gasoil de ocho kilómetros obliga a cerrar la A-6 durante diez horas

Copia de El Ideal Gallego-2014-01-29-019-d9bb8180

La A-6 permaneció cerrada al tráfico durante casi diez horas  debido a una mancha de gasoil de ocho kilómetros, entre Montesalgueiro y Coirós, en sentido a Coruña. El vertido, causado por un camión alrededor de las cinco de la madrugada, obligó a los servicios de emergencias a activar un operativo para desviar los vehículos por la N-VI, desde la rotonda de Montesalgueiro, pudiendo reincorporarse a la autovía en el acceso desde Coirós. El suceso movilizó, desde las 06.00 horas, varias patrullas de la Guardia Civil de Tráfico, que se encargaron de regular la circulación en la zona durante todo los trabajos de limpieza, bomberos del Parque Comarcal de Betanzos y operarios del servicio de mantenimiento de la Demarcación de Carreteras.
Los bomberos trabajaron en el tramo, entre los kilómetros 550 y 560, hasta primera hora de la tarde, momento en que regresaron a la base de Piadela. En esta intervención contaron con la colaboración de sus compañeros de Arzúa, que desplazaron un camión nodriza hasta  la A-6.

NiEve
La Demarcación de Carreteras contó con la asistencia de dos máquinas quitanieves que se encontraban a escasos kilómetros del lugar donde se localizó la mancha procedente del trailer, pendientes de la alerta de riesgo de nieve en el límite entre las provincias de Lugo y A Coruña.
Es la segunda vez en lo que va de año que la avería de un camión y la pérdida de combustible obliga a cerrar al tráfico la A-6. El día 9, un accidente similar llevó el caos a una calzada resbaladiza donde se sucedieron los siniestros de tráfico, hasta que las autoridades optaron, como ocurrió este martes, por cerrar la vía en sentido A Coruña. El corte se prolongó durante más de cuatro  horas, pero antes de que se adoptase esta medida se había registrado un segundo accidente, cuando un camionero perdía el control de su vehículo a la altura de Coirós. El tráiler hizo una tijera y terminó por salirse de la vía, a la altura del kilómetro 553.
Entonces, la central de emergencias contabilizó hasta cuatro salidas de vía a lo largo de los diez kilómetros afectados por el vertido, si bien ayer se procedió al cierre de la autovía, entre las salidas de Aranga y Coirós, de inmediato, desde las 06.00.
Además, por la tarde, minutos después de las cinco y media, se produjo una colisión entre dos turismos en la N-VI a su paso por Oleiros, a la altura del cruce con la AC-12. Aunque en un primer momento se movilizaron los Bomberos de Arteixo al entender que había una persona atrapada en el interior de uno de los coches, finalmente se anuló la salida, pues no hubo que lamentar heridos de consideración, solo una mujer que se quejaba de un fuerte dolor en el costado.

Accidente laboral
Casi a la misma hora, en el vecino municipio de Culleredo se registró un accidente laboral en el que resultó herido un hombre. Según explicó el 112, el trabajador se cortó con sierra radial.
Los propios compañeros se encargaron de trasladarlo a un centro médico, no siendo necesario desplazar una ambulancia hasta el lugar donde se produjo el suceso, en Culleredo.

BETANZOS-Un vertido de gasoil de ocho kilómetros obliga a cerrar la A-6 durante diez horas

Te puede interesar