La refinería colaborará con 8.000 euros en la formación de tres socios de Down Coruña

Copia de El Ideal Gallego-2014-04-09-009-41e4353e
|

La refinería renovó ayer su colaboración con Down Coruña en un programa “Empleo con Apoyo”, que permite que tres jóvenes asociados a la entidad realicen al año prácticas de administrativo-recepcionista o de ayudante de informática, claves para adquirir un bagaje que presentar en futuras entrevistas.
El presidente de Down Coruña, Manuel Álvarez, destacaba la formación como lo más importante de la ayuda, una primera experiencia que sumar al currículo de personas con capacidades diferentes como Pablo, que decía ayer haberse sentido muy cómodo en las oficinas de Repsol: “Me gustó mucho” y “gané mucha confianza”.
En este sentido, la refinería fue la primera en respaldar este tipo de ayudas, donde los empleados van con personal de apoyo hasta que por fin consiguen la independencia en su puesto de trabajo. Es por eso que los 8.000 euros asignados en el convenio de ayer irán destinados a esas personas que permiten que los asociados se desarrollen profesionalmente hasta el punto de que terminan haciendo las funciones por ellos mismos.
Además de esta iniciativa, ambas instituciones trabajan juntas en otras como el Programa de Viviendas Transitorias Independientes, que permite que los miembros del colectivo puedan vivir de forma independiente o las becas para que puedan asistir al campamento de verano de Básquet Coruña, entre otras.
Todas se enmarcan dentro del Plan anual de Acción Integral de Capacidades Diferentes en el que la refinería abarca distintos focos de actuación para la integración de estas personas.
Tras la firma del acuerdo, el director del complejo industrial, Luis Llamas, recordaba que en Repsol “estamos comprometidos en promover la igualdad y la diversidad en todas nuestras actividades”. Desde 2010, un número considerable de socios han pasado por las instalaciones para aprender un oficio.

La refinería colaborará con 8.000 euros en la formación de tres socios de Down Coruña