La oposición exige más ingresos y Puy rechaza “una vuelta al círculo vicioso”

La conselleira de Hacienda, Elena Muñoz y el portavoz popular, Pedro Puy, durante el debate para la aprobación de los presupuestos generales de Galicia para 2014, esta mañana en Santiago de Compostela. EFE/Lavandeira jr
|

Los tres grupos de la oposición en el Parlamento –PSdeG, AGE y BNG– insistieron ayer en pedir más ingresos, mediante la creación de nuevos impuestos entre otras vías, y en una distribución diferente del gasto, mientras que el PPdeG mostró su rechazo a “volver al círculo vicioso de gastar más de lo que se ingresa”.
Los grupos comenzaron ayer el debate final del proyecto de ley de presupuestos que finalmente quedará aprobado hoy con el voto a favor del PPdeG.
Ayer se debatieron las enmiendas al articulado, 110 en total, y se comenzó a debatir las enmiendas al estado numérico (secciones), un total de 1.118.
El proyecto de ley sitúa el Presupuesto para el próximo año en 8.391 millones de gasto no financiero y unas previsiones de crecimiento del PIB del 0,8% y una tasa de paro del 21,7%.
El portavoz popular Pedro Puy defendió ayer que las cuentas dan credibilidad a la economía gallega, apuntan a la salida de la recesión y, posteriormente, junto con otros instrumentos económicos, a la salida de la crisis.
Defendió que Galicia tiene mejores datos macroeconómicos que la media de las comunidades, aunque para salir de la crisis “hay que seguir trabajando”.
En cualquier caso, “lejos de los catastrofismos que nos quieren hacer ver la economía comienza a recuperarse”.
Los portavoces de la oposición coincidieron en defender la necesidad de lograr más ingresos, con un sistema fiscal diferente, con la creación de nuevos ingresos a depósitos bancarios, ambientales o a grandes superficies comerciales, entre otros, y pidieron blindar “de verdad” los servicios públicos.
Juan Carlos González Santín (PSdeG) criticó que el proyecto “no toma ninguna medida para apoyar la creación de empleo” y dijo que hay “dramáticos recortes en los servicios públicos esenciales, lo que anuncia peores servicios públicos para el futuro”.
La oposición también mostró su rechazo a la enmienda del PPdeG para aplazar la subida del 34% del canon de Sogama, ya que exigieron su anulación.
El portavoz de AGE, Xosé Manuel Beiras, lamentó que el debate fuera “un trámite más” en el que las mil enmiendas “se despacharán en cuartos de hora sucesivos”. Cargó contra la mayoría del PP y las normas que “impone” y aseguró que la ley de estabilidad presupuestaria implanta un “corsé para atender las necesidades de los ciudadanos”. “Eso es delincuencia política y una inmoralidad y espero que llegue un día en que les juzguen por delitos de traición”, señaló.
Francisco Jorquera (BNG) explicó que sus enmiendas demuestran que “incluso dentro del corsé hay otras posibilidades para blindar de verdad los servicios públicos esenciales, no de boquilla”. “Este proyecto es una opción política, ideológica, defiende solo a una minoría”. n

La oposición exige más ingresos y Puy rechaza “una vuelta al círculo vicioso”