Urbanismo bloqueará la reforma en La Marina hasta que pueda ver la licencia

El Ideal Gallego-2015-08-19-003-425e4c4d_1
|

Tal y como se preveía, el Ayuntamiento y la Autoridad Portuaria se pusieron de acuerdo para llevar a cabo de forma coordinada la apertura de La Marina. “Foi unha reunión productiva, moi cordial”, aseguró el concejal de Urbanismo, Xiaio Varela. Pero también era previsible que no se pusieran de acuerdo en la recepción de la obra y Varela insiste en que no firmara nada sin que se le presente la autorización municipal para los trabajos, que debía haber expedido el Gobierno local del PP. Hasta que eso ocurra, no firmarán la entrega de las obras, lo que significa que el Ayuntamiento no acometerá las mejoras que tenía proyectadas. En cuanto a la conexión de los túneles de la Marina y O Parrote, el Puerto calcula que finalizarán en septiembre, junto con las obras de urbanización que pondrán el punto final al proyecto. 
Tras salir de la reunión que mantuvo con el director de la Autoridad Portuaria, Juan Diego Pérez, y dos técnicos, Varela explicó que las vallas se retirarán tan solo de la zona peatonal, que será accesible desde las once de la mañana, mientras que las que cercan la calzada se mantendrán. “Como ainda non está en servicio o tramo do Parrote, non podemos poñer o tráfico como nos gustaría, así que o viario ten que seguir vallado”, aclaró el concejal del área. 

señalización
Así que parte de las vallas desaparecerán, y otra parte serán sustituidas por las del Ayuntamiento. “Nos faríamos cargo do que ten co ver co tráfico, co uso público municipal, que é o que toca”, añadió Varela, que explicó que los operarios del Ayuntamiento se encargarán de pintar los pasos de cebra y toda la señalización correspondiente, aunque eso es todo lo que se hará por ahora.
Porque tras revisar la obra, los técnicos de Urbanismo han descubierto deficiencias que el Ayuntamiento exige que sean subsanadas antes de recibir las obras. Hay que recordar que el Gobierno local paga la urbanización de La Marina, aunque es la Autoridad Portuaria la encargada de las obras, para lo que contrató a Copasa. “Hai informes municipais señalan defectos no pavimento, e están en periodo de garantía, e son responsabilidade da obra portuaria”, señaló. 
El Ayuntamiento ya comunicó a la Autoridad Portuaria que hasta que se arreglen las deficiencias (mencionó humedades en el suelo) y todo esté “en perfecto estado de revista”, el Ayuntamiento no va a recibir las obras formalmente, lo que significa que tampoco puede introducir las mejoras que tenía planeadas para satisfacer la reclamaciones de los vecinos. 
Entre ellas se encontraba la instalación de una especie de toldos para proteger al público de la luz del sol y un banco corrido que se instalaría en la zona que da al muelle para evitar caídas. Todo está listo: “Os bancos están acopiados para o cantil e os báculos (para soster os toldos) tamén están almacenados”.

Urbanismo bloqueará la reforma en La Marina hasta que pueda ver la licencia