La dirección de Alu Ibérica acepta sentarse con la Xunta para solucionar el conflicto

Los empleados de Alu Ibérica llevan once días de huelga | patricia g. fraga
|

La actual dirección de Alu Ibérica, que ejerce el Grupo Riesgo, aceptó en la jornada de ayer reunirse con la Xunta de Galicia para tratar de buscar solución al conflicto que se vive en la factoría.

La Dirección Xeral de Relacións Laborais del Gobierno autonómico recibía ayer la confirmación por parte de la empresa, quien acepta la propuesta de mediación ofrecida por el Ejecutivo para intentar un acercamiento de posturas con el comité de empresa, que ayer encaró su undécima jornada de huelga indefinida.

Esta reunión se celebrará tras la vuelta de las vacaciones de Navidad. Se tratará, según explican fuentes del Gobierno gallego, de la segunda reunión con la que la Xunta espera consolidar una vía de diálogo entre las partes, al tiempo que buscan que se cree, en el futuro cercano, una mesa de negociación en la que puedan estar presentes tanto los dirigentes de la planta como los propios trabajadores.

Undécima jornada de paro
La intención de la Administración autonómica de llegar a un acuerdo de futuro para la factoría llega cuando el comité de empresa cumplía su undécima jornada de paro indefinido, surgido, precisamente, por el conflicto con la dirección, a la que piden readmitir a una compañera despedida.

Además, igual que llevan haciendo durante las diez jornadas de paro anteriores, y durante varios meses antes, piden que el Estado intervenga la planta, ya que siguen considerando como una estafa el proceso de venta que comenzó la multinacional norteamericana Alcoa, y que prosiguió Parter cuando la vendió a Riesgo.

La propuesta de reunión de la Xunta y Alu Ibérica abre la puerta a una solución, aunque aun se sigue a la espera de que el Ministerio de Industria establezca otra reunión con representantes de la Xunta de Galicia.

La dirección de Alu Ibérica acepta sentarse con la Xunta para solucionar el conflicto