El Banco de España pide una subida del IVA y desconfía de los Presupuestos

|

  El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, mostró ayer sus dudas sobre el cumplimiento de los ingresos y gastos de los Presupuestos Generales del Estado de 2012 e incluso apuntó a una posible alza de los impuestos indirectos para contrarrestar la desviación.

Así se expresó Fernández Ordóñez durante su comparecencia en el Congreso ante la comisión de Presupuestos, en la que destacó los riesgos a la baja de la previsión de ingresos y gastos en las cuentas de 2012 y animó al Ejecutivo a que extreme su precaución ante posibles incumplimientos.

En este sentido, defendió, si fuera necesaria, una subida de los impuestos indirectos –en clara alusión al IVA–, por entender que generan menos distorsión sobre el crecimiento y por el hecho de que los tipos están más bajos que en el resto de países desarrollados.

Fernández Ordóñez no descartó que los incrementos impositivos aprobados por el Gobierno con carácter temporal se conviertan en permanentes.

Además, defendió que la Ley de Estabilidad Presupuestaria mejorará de forma significativa la transparencia de la actuación de las administraciones públicas. A su juicio, la ejecución presupuestaria de 2011 mostró las carencias en la disponibilidad de información que impidieron detectar a tiempo la existencia de desviaciones y retrasaron los mecanismos para hacer cumplir los objetivos de consolidación.

Fernández Ordóñez definió como “ineludible y necesaria” la consolidación fiscal para restaurar el crecimiento económico a medio plazo, a pesar de que el ajuste pueda perjudicar la actividad económica a corto plazo.

En su opinión, cualquier duda ante la consecución de los objetivos fiscales sería muy negativa sobre la confianza de los mercados en la economía española.

El Banco de España pide una subida del IVA y desconfía de los Presupuestos