Rousseff y Neves preparan la estrategia de sus campañas con vistas a la segunda vuelta

BRA01. MANAOS (BRASIL), 05/10/2014.- Un indio de la etnia Ticuna vota hoy, domingo 5 de octubre de 2014, durante la jornada de votaciones para elegir presidente, gobernadores, diputados y senadores en el barrio Ciudad de Deus de Manaos, en la Amazon&iacut
|

La mandataria brasileña, Dilma Rousseff, y el socialdemócrata Aécio Neves, que definirán en segunda vuelta las elecciones presidenciales, comenzaron a preparar ayer la retomada de sus campañas para el pleito definitivo del 26 de este mes.
Rousseff ganó las elecciones de este domingo con un 41,5% de los votos, mientras que Neves obtuvo el 33,5% y superó a la ecologista Marina Silva (21,3%), pero ninguno de ellos superó el preceptivo 50% y los dos más votados disputarán una segunda vuelta. De acuerdo al calendario establecido por el Tribunal Superior Electoral, Rousseff y Neves pudieron retomar ayer mismo sus campañas, aunque ambos optaron por convocar reuniones con sus principales colaboradores para comenzar a trazar sus nuevas estrategias.
El calendario electoral establece que la propaganda gratuita en radio y televisión será reiniciada 48 horas después de que los resultados de este domingo sean proclamados oficialmente, lo que está previsto para hoy.
De ese modo, Rousseff y Neves podrían reaparecer en la radio y las pantallas de televisión a partir del jueves.
Dilma Rousseff podrá contar, en caso de ser reelegida en la segunda vuelta, en el Congreso con una coalición oficialista capaz de controlar la Cámara de Diputados y el Senado. En la cámara baja, los nueve partidos que apoyan la candidatura de Rousseff a la reelección sumaron 294 diputados, más de la mitad de los 513 escaños.
El Partido de los Trabajadores (PT) de Rousseff fue el más votado y obtuvo setenta diputados, pero perdió 16 con respecto a la actual composición.
El gran culpable fue el bastión opositor, el estado de Sao Paulo, el más grande colegio electoral, donde el PT eligió a diez diputados, contra quince que había sumado allí en 2010.
La segunda mayor bancada a partir del 1 de enero será la del oficialista Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), del vicepresidente y también candidato a la reelección en su cargo, Michel Temer, que tendrá 66 escaños.

Rousseff y Neves preparan la estrategia de sus campañas con vistas a la segunda vuelta