Los actores españoles Hugo Silva y Raúl Arévalo se enamoran de La Habana

En la imagen, el actor Hugo Silva. EFE/Archivo
|

  Los actores españoles Hugo Silva y Raúl Arévalo se declararon hoy "enamorados" de La Habana, una ciudad con "magia" y "energía" en la que se encuentran para presentar el filme "Los amantes pasajeros", del director Pedro Almodóvar, en el Festival del Nuevo Cine Latinoamericano.

Silva y Arévalo llegaron a la capital cubana en una visita de seis días y hoy ofrecieron una rueda de prensa en el Hotel Nacional para presentar el filme en el que ambos trabajan, y cuya exhibición en el festival de La Habana está incluida dentro de su popular muestra española.

"Llegamos anteayer, y la verdad es que me he enamorado perdidamente de esta ciudad. Creo que es magia pura (...) Tengo una sensación muy rara: en vez de llegar a La Habana ha sido como de volver a La Habana, no sé por qué", dijo un emocionado Silva.

Los actores indicaron que ya han recorrido zonas aledañas al Hotel Nacional, que se ubica frente al emblemático Malecón, y además anduvieron por La Habana Vieja, la zona antigua de la ciudad donde se ubica su centro histórico.

"Vamos por las calles y se nos va poniendo la piel de gallina", confesó por su parte Arévalo.

"De verdad que se siente una energía como de que hay algo de parte nuestra aquí, aunque no hayamos estado nunca (...) Sin ponernos muy trascendentales ni muy intensos, creo que es real, se siente por lo menos para los españoles que venimos por acá", añadió el actor madrileño.

Mañana viernes está previsto que asistan a la primera proyección de "Los amantes pasajeros" en el festival, que comenzó el 5 de diciembre y concluirá el próximo domingo con la entrega de los premios Coral a los filmes latinoamericanos que ganen la competición de su sección oficial.

"Siendo sincero, en cualquier otro festival yo no me quedaría al pase de mañana. Ya he visto la película varias veces, la presentaría y me iría, pero me muero por verla aquí en La Habana", aseveró Raúl Arévalo.

La presentación será en la popular y céntrica sala Yara, de 1.500 butacas, y se suma a otras exhibiciones de filmes españoles en los últimos días, como la de "15 años y un día", de Gracia Querejeta; "Una pistola en cada mano", dirigida por Cesc Gay; y "Los niños salvajes", de la realizadora Patricia Ferreiro.

Arévalo consideró que lo que más le impresiona del festival cubano es que es "antiglamuroso, en el buen sentido" y muy "familiar" y "cercano" en su contacto con el público.

"Aquí se comentan las pelis, se viven de verdad y eso no me lo pienso perder", apuntó.

Sobre sus proyectos inmediatos, Arévalo manifestó que no tiene planes y piensa "descansar", en tanto Silva continuará promocionando "Los amantes pasajeros" y "Las brujas de Zugarramurdi", la película que rodó con Álex de la Iglesia en 2012.

"Sí hay proyectos más adelante, lo que pasa es que en España la situación está un poquito complicada. Hay muchos proyectos, muy buenas ideas, pero la financiación es un poco difícil ahora mismo. Estamos un poco empujando todos a ver si sale", añadió Silva.

Los actores españoles Hugo Silva y Raúl Arévalo se enamoran de La Habana