Carme Ruscalleda recomienda cocinar con lo que "ofrece la naturaleza"

La chef catalana y seis estrellas Michelín, Carme Ruscadella, interviene en un foro sobre cocina en el marco de la Exposición Universal de Milán y con motivo del Día Nacional de España en Milán. EFE
|

  La chef catalana Carme Ruscalleda, con seis estrellas Michelin, recomendó hoy "aprovechar todo lo que nos ofrece la naturaleza" para cocinar y, al respecto, dijo que en su restaurante se da preferencia a los productos naturales.

"Todo procede de la naturaleza. Hay que aprovechar lo que nos ofrece y debemos tratarla bien", afirmó Ruscalleda en Expo Milán y agregó: "No hay que asesinarla, pues tenemos que dejarla en herencia a nuestros hijos y nietos".

"La naturaleza nos motiva", aseguró al repasar la historia del restaurante familiar que abrieron en 1988 en la localidad de San Pol del Mar, en Barcelona, y "que se abre al mar", al estar situado frente al Mediterráneo, por lo que "el paisaje entra en nuestra cocina".

Ruscalleda, quien hoy participó en una presentación en el pabellón de España en la Exposición Universal de Milán 2015, que coincidió con el Día Nacional de España en la muestra, relató: "Nunca asistí a ninguna escuela de cocina, toda mi vida he estado cocinando (...) Solamente hice un curso de chacinería, ya que en casa hacíamos la matanza del cerdo".

Recordó que su familia era propietaria de una pequeña tienda de alimentación y que decidieron convertirlo en restaurante al poder comprar el local de un viejo hostal a un precio económico y es que, aseguró al respecto, "existe el azar en la vida".

Carme Ruscalleda es la única mujer en el mundo con seis estrellas Michelin: tres por su restaurante "Sant Pau" en San Pol de Mar, dos por "Moments" en Barcelona y una por el "Sant Pau" de Tokio.

Respecto a los galardones que ha recibido, Ruscadella resaltó que "el principal premio es poder mantener un equipo humano" y señaló que en el restaurante de San Pol del Mar trabajan 30 personas, para nueve mesas con un máximo de 30 clientes.

"Son las mismas mesas que hace 27 años. Pero antes éramos solo nueve trabajadores", dijo, al tiempo que defendía que "lo principal es trabajar en equipo. Cocina y sala son indispensables, el éxito se reparte en un 50 por ciento".

Sobre la situación actual de la gastronomía, consideró que "hoy en día interesa. Vive un momento de renacimiento".

"El cliente busca emoción en la mesa. Pero también salud y un aspecto lúdico y de placer", indicó, al recordar que, según el cardiólogo Valentín Fuster, "el placer que experimentas ante un plato atractivo ya es bueno para la salud".

"Comer bien puede retrasar el envejecimiento", afirmó.

Entre las recetas que mostró hoy al público de Expo Milán figuró la lubina cocinada en hoja de higuera, la dorada a la col al horno o los langostinos con habas, pasas, orejones de albaricoque y mayonesa con finas hierbas

También presentó un original plato que representaba un cuadro de Mondrian, en el que los distintos colores se realizaron con pimiento rojo, verde y amarillo y bacalao, enmarcados en una caja de madera.

Su intervención de hoy en Expo Milán, dedicada a la alimentación, forma parte del programa "Innovación y excelencia gastronómica", una iniciativa del Basque Culinary Center organizada en colaboración con el pabellón de España y que pretende dar visibilidad a la gastronomía española a través de la participación de los principales chefs en ponencias y exhibiciones.

Dentro del programa gastronómico que se inició hoy, participarán en los próximos meses chefs de la talla de Óscar Velasco, Paco Pérez, Joan Roca, Francis Paniego, Nacho Manzano; Elena Arzak, Andoni Luis Adúriz, Toño Pérez y Paco Roncero.

La comisaria del pabellón de España, Teresa Lizaranzu, explicó que esta iniciativa permitirá a los visitantes de Expo Milán "aprender y compartir la experiencia de los grandes chefs de la gastronomía española".

Carme Ruscalleda recomienda cocinar con lo que "ofrece la naturaleza"