Repsol solicita las licencias municipales para la construcción del oleoducto entre la refinería y Langosteira

Vista aérea de punta Langosteira, a donde Repsol trasladará parte de los procesos de la refinería | aec
|

Repsol ha presentado la solicitud de licencia municipal para la ejecución de las obras del oleoducto que unirá la refinería con el Puerto Exterior –así como de sus instalaciones auxiliares– en los ayuntamientos de A Coruña y Arteixo.
Las administraciones locales son ahora las responsables de la velocidad con la que continúe el proceso, toda vez que de ellas depende el trámite. Finalizado este y el expediente expropiatorio, la compañía podrá comenzar la ejecución de las obras del oleoducto que unirá la refinería con punta Langosteira.
Este nuevo trámite supone, junto a la tramitación del expediente de expropiación de los terrenos por los que transcurrirá la conducción de productos petrolíferos, el último hito administrativo previo a la construcción del oleoducto y sus instalaciones auxiliares en el Puerto Exterior, cuyo proyecto está presupuestado en 80 millones de euros.

El oleoducto tendrá una distancia de 3,8 kilómetros de longitud, aproximadamente, y contará con 11 tuberías soterradas: dos van a ser para el transporte de crudo entre la refinería y su nueva terminal marítima en el Puerto Exterior, y las otras 9 tuberías para otros productos petrolíferos.
Además, tendrá una anchura útil de 10 metros para la instalación de las 11 líneas y dispondrá de una anchura adicional de 2 metros a ambos lados, que permitirá el acceso para vigilancia, mantenimiento y reparación. Por su parte, las instalaciones auxiliares constarán de un sistema de bombeo y regulación para el envío del crudo desde el Puerto Exterior a la refinería.
El oleoducto y sus instalaciones auxiliares forman parte del proyecto para el traslado de las operaciones de descarga de crudo en el Puerto Exterior, que también incluye la obra marina del pantalán y modificaciones en las instalaciones industriales de la refinería. Todas estas actuaciones supondrán una inversión de 126 millones de euros por parte de Repsol.

Este nuevo anuncio de trámite administrativo llega poco más de un mes después de que Repsol comunicase la petición al Gobierno autonómico de abrir el expediente de expropiación de los terrenos por los que discurrirá el trazado del oleoducto, solicitud que realizó después de que la Xunta autorizara la construcción de esta infraestructura.
En esta fase de expropiación, la empresa tiene la intención de llegar a un acuerdo con los propietarios de las fincas.

Repsol solicita las licencias municipales para la construcción del oleoducto entre la refinería y Langosteira