“Hay buena intención en la Administración, pero necesitamos que sean hechos”

El Ideal Gallego-9999-99-99-999-25e4393a_1
|

Es un trabajo duro, pero que al mismo tiempo da muchas satisfacciones. Eulogio López, director gerente de Aspace Coruña –situado en Sada–, sabe que aún hay mucho trabajo por hacer, tanto dentro como fuera de las instalaciones, en favor de las personas que padecen parálisis cerebral, y no duda en valorar una y otra vez el trabajo que más de un centenar de profesionales desarrollan allí cada día con un objetivo: mejorar la calidad de vida de los usuarios y sus familias.

¿Cómo se presenta el nuevo año en Aspace?
Con mucha ilusión, esfuerzo y proyectos por delante para desarrollar. Como siempre lo hemos hecho, poco a poco, pero con la mejor de las intenciones. Este 2016 parece que se presenta incierto desde las entidades con iniciativa social, pero tenemos que abordarlo con tranquilidad, siendo dinamizadores útiles para el tercer sector y poniendo en valor lo que hacemos, como es prestar servicios a personas vulnerables socialmente y a sus familias. Tenemos que tener siempre presente que nuestro objetivo es integrarles lo máximo que se pueda en la sociedad, darles visibilidad, mostrar sus capacidades y conseguir la normalización. Ante nosotros está la oportunidad de trabajar para que este colectivo sea importante en nuestro entorno.

Hablaba de que se presenta un año incierto. ¿A qué se refiere? 
En mi opinión, estamos en una sociedad cambiante, donde las cosas ya no van a ser como lo eran hasta hace poco. Hemos pasado años muy duros, con situaciones conocidas por todos, con recortes económicos, dificultades... Es una crisis que ha afectado a todo el mundo, sin embargo ha sido importante para buscar oportunidades.

¿Cómo han vivido aquí esos momentos de dificultad?
En Aspace Coruña se hizo un análisis riguroso de lo que iba a venir. Nos anticipamos a la crisis y pusimos soluciones sin dejar de prestar servicios. Ahora debemos aprovechar la experiencia en la búsqueda de oportunidades.

¿Esa crisis se tradujo en falta de ayudas?
Sí, en el conjunto de todos los agentes económicos, desde la iniciativa privada o las entidades vinculadas al sector financiero (las desaparecidas cajas de ahorro) a las del ámbito público o la iniciativa puramente privada, de particulares. También vimos que teníamos que buscar otros recursos y otros nidos donde podíamos ofrecer algo. Y ahí han surgido cosas nuevas.

¿Por ejemplo?
Iniciativas bien planteadas tanto por organismos públicos como privados. El acierto de Aspace es tener esa capacidad de adelantarse a las situaciones nuevas, ser una entidad en constante evolución y ofrecer proyectos viables y sostenibles, así como prestar servicios de extraordinaria calidad y trabajar desde la transparencia y las buenas relaciones. No solo tenemos que hacer cosas, sino hacerlas bien.

Siguiendo con las ayudas, ¿se están recuperando algunas de las que se perdieron con la crisis?
Creo que sí, que es posible teniendo en cuenta los foros en los que hemos hecho ese análisis importante, como la Administración. Por primera vez, en la Xunta hay una Consellería únicamente dedicada a la Política Social. Espero que determinadas fórmulas novedosas en las que se vincula el compromiso de la Administración pública con las entidades sociales sean apoyadas por el Parlamento de Galicia por todos los grupos políticos y que estas entidades sean protagonistas. Entidades como Aspace no suponen un gasto en sí, son una inversión. Damos servicios, generamos empleo y por tanto riqueza que revierte en su entorno más inmediato.

En algo así parece difícil pensar que alguien se oponga...
Espero que nadie lo haga. Como miembro del Cermi (Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad) me atrevo a pedir el máximo consenso en este tipo de iniciativas, sean del grupo político que sea. Necesitamos la fuerza suficiente para hacernos visibles, y esa fuerza se llama unanimidad.

¿Qué percibe de esa nueva Consellería de Política Social, más allá de la visita de su titular, José Manuel Rey Varela, hace un mes?
Percibo receptividad hacia el mundo de la discapacidad en general, buena predisposición e intencionalidad. Lo único que pido es que se traduzca en hechos. Necesitamos plazas financiadas por la Administración pública, garantizar que las personas que están en educación no tengan problemas en acceder al centro de día de la misma entidad, apuesta por el transporte y búsqueda de un espacio sociosanitario que se defina con claridad. Espero que en breve sea real alguna de nuestras peticiones.

Hábleme de su relación con las administraciones locales.
En los ayuntamientos siempre buscamos aliados. Siempre, sean del color que sean, así los consideramos. Al fin y al cabo, los usuarios son ciudadanos, vivan donde vivan. Hemos hecho un esfuerzo importante en los ayuntamientos donde estamos e intentamos llegar a acuerdos con todos. Con muchos se han firmado convenios pero con otros no lo hemos logrado.

¿Con cuáles?
Por ejemplo Betanzos y Oleiros. Me gustaría que estos alcaldes se unieran al resto de los que colaboran con nosotros. El concejal de Servicios Sociales de Oleiros incluso estuvo aquí, pero ofertan otro tipo de colaboración. No tengo nada en su contra, de hecho creo que Oleiros es un Ayuntamiento comprometido y solidario, pero podía serlo también con nosotros, que estamos al lado. En general, Aspace se siente bien tratada por los ayuntamientos. Nuevos alcaldes como los de A Coruña o Sada nos han visitado ya. Otros nos han recibido como Cambre, Culleredo o Arteixo. Hay buenas intenciones, pero pedimos que sean hechos.

“Hay buena intención en la Administración, pero necesitamos que sean hechos”