Herido muy grave un ciclista que intentaba cruzar los seis carriles de San Cristóbal

El impacto destrozó el parabrisas del turismo, un Renault Scenic
|

  Un hombre de 25 años, de iniciales P.L.B., resultó herido de carácter muy grave a las once menos diez de la mañana de ayer al ser alcanzado de lleno por un turismo cuando atravesaba la avenida de San Cristóbal de forma incorrecta. Desde el Complejo Hospitalario Universitario, a donde fue trasladado, indicaron que ingresó en la unidad de cuidados intensivos con severos traumatismos craneoencefálicos y torácicos.

Según informaron fuentes de la Policía Local, el incidente tuvo lugar en dirección salida de la ciudad, muy cerca de Ponte da Pedra. Al parecer, el joven cruzaba la avenida justo a la altura del paso elevado peatonal que existe en esa zona pero, en vez de circular por él, decidió atravesar la avenida de seis carriles. Llegó sin problemas hasta la mediana, pero allí se levanta un grueso pilar que sostiene todo el paso peatonal, y que le ocultó a la vista de los conductores que circulan en dirección hacia Matogrande o toman el desvío a Alfonso Molina.

“La visibilidad que los conductores que venían en ese sentido tenían del ciclista era nula”, aseguraron fuentes de la Policía Local. Fue por eso que, cuando el joven salió pedaleando a la calzada, cogió totalmente por sorpresa a la conductora del turismo implicado, un Renault Scenic.

 El hombre, de 25 años, -se encuentra hospitalizado en la unidad de cuidados intensivos

 

Parabrisas > La fuerza del golpe quedó reflejada en el parabrisas sobre el que se proyectó el ciclista, que resultó destrozado. Sin embargo, la conductora resultó ilesa y se detuvo apenas unos metros después en la misma mediana de la que había salido la víctima. Al lugar de los hechos acudieron tanto el grupo de Atestados de al Policía Local como una ambulancia medicalizada del 061.

Los sanitarios constataron rápidamente el grave estado del joven, que se encontraba inconsciente tras el fuerte golpe recibido, y lo trasladaron inmediatamente. En pocos minutos, el único rastro que quedaba de él en la calle era la bicicleta de montaña y una zapatilla deportiva. En cuanto a la conductora, permaneció en calma durante la inspección del lugar del siniestro por parte del equipo de Atestados, que tuvo que cortar dos de los tres carriles de esa dirección, lo que inevitablemente produjo ciertas retenciones en una avenida que es conocida por la gran cantidad de tráfico que soporta.

Este es el siniestro más grave que se registra en San Cristóbal desde el atropello mortal de junio del año pasado, en el que murió una joven brasileña de 21 años y su acompañante, un hombre de 26 natural de Tordoia, resultó herido muy grave.

Herido muy grave un ciclista que intentaba cruzar los seis carriles de San Cristóbal