Sada - “Estoy arrepentidísimo de apoyar la investidura de Anido, pero son cosas que pasan en política”

El Ideal Gallego-2015-05-20-019-6d15105e
|

En las primeras elecciones democráticas, en 1979, Ramón Rodríguez Ares ya fue candidato. En 2015, lo volverá a ser sin haber faltado a ninguna de las diez citas con las urnas en democracia. Dice que nota el cariño de la gente a diario y que eso, unido al respaldo de los miembros de su partido, le ha colocado de nuevo en la carrera hacia una Alcaldía, que ha ocupado durante casi tres décadas.

Décima vez. ¿No se cansa?
No me canso porque tengo vocación de ayudar a la vecindad. Y como soy un sadense de pro, quiero volver a estar ahí y, si es posible, encauzar a Sada como iniciamos en 1979.

¿No cree que ese voto de la gente que le conoció entonces, y que ahora por el paso del tiempo ya no tiene, le hará perder protagonismo?
Son 36 años desde la primera vez y hay muchísima gente de más de 30 años que siempre me conoció a mí como alcalde. Es cierto que muchos se han ido muriendo. Muchísimos. Pero afortunadamente los vecinos de Sada me conocen de siempre y conocen bien mi trayectoria.

¿No teme por tanto perder votos por ese motivo?
No temo nada, porque los que tenían 20 años hace 36, ahora tienen 56 y se van reponiendo esas personas.

Pero hay mucho voto de gente que no era ni proyecto cuando empezó en la política de Sada.
Sí, cómo no. Pero vengo andando por la calle desde casa, paso por delante del instituto y los chavales, aunque no voten, me saludan con mucha simpatía. Me dicen ‘¡Moncho es mucho!’, ‘¡Hay que ganar!’. Y no hay nada negativo en eso. Te anima. Notas el cariño y te hace ser optimista.

¿Tenía claro desde el principio del mandato que se volvería a presentar en 2015?
No lo tenía muy claro. He estado 28 años como alcalde, cuatro como senador, ocho de diputado provincial... Creo que ya cumplí con el trabajo al que me había comprometido de solucionar los problemas de Sada, lo que más me satisfizo. Lo del cariño de la gente me animó, al igual que mis compañeros, que me dicen que soy el líder. Como le dije, tengo esa vocación de servidor público y por eso estoy aquí de nuevo.

¿El hecho de que se presente responde a la misma motivación que en 2011? ¿Es decir, porque no se lleva a cabo una política que le guste?
Claro, claro. Eso lo notamos todos mucho. No responde ni corresponde a nuestros dictados políticos y estatutarios.

Habrá tenido que ver también lo que pasó hace año y medio.
Eso también. El error que cometimos hace cuatro años. Nos pagó –el alcalde– con ingratitud. Esas cosas duelen y dices, ‘a ver si se puede arreglar de alguna manera todo este problema’, que surgió a raíz del despotismo mostrado por este señor.

¿Se arrepiente de haber levantado la mano en 2011 para investir alcalde a Anido?
Claro que me tengo que arrepentir a la vista de lo que pasó. Arrepentidísimo. Son cosas que pasan en la política.

¿No lo volvería a hacer?
No, no, de ninguna forma.

¿Confía en sacar una mayoría suficiente para gobernar? Visto que ese pacto con el candidato del PP no es posible...
No se sabe cómo van a ser los resultados. Pero sí, somos optimistas y pensamos que vamos a tener mayoría para gobernar.
¿Apoyará que gobierne la lista más votada?
Sí, podremos ser nosotros fácilmente, lo creo así. Lo de la lista más votada me parece bien. Hace doce años fue la nuestra, nos faltaba un concejal para la mayoría absoluta y el resto se unieron...

Pero en 2007 y 2011 no apoyó que gobernara el más votado.
Pero hace cuatro años era distinto. Hay matices. El PP y el PDSP son de la misma familia, o sea que era natural y lógico que nos uniéramos, ¿no? Pero hubo una equivocación en su momento, pensábamos que las cosas iban a funcionar de otra manera y nos equivocamos.

¿Le guarda rencor a Anido?
No, yo no soy rencoroso, nunca lo fui. Me olvido de todas esas cosas, si no es un infierno vivir con rencores y pensando en las ingratitudes que son las que más duelen al final. Cada uno que siga con su vida, con su trayectoria y... que sean felices.

¿No valoró en ningún momento la posibilidad de renovar su lista? Lleva en los seis primeros puestos los mismos que hace cuatro años...
Vamos a ver. No hay nada que renovar porque es una lista nueva y joven. Al fin y al cabo, estas personas estuvieron poco más de dos años y alguno menos. Si me dices que llevan tres o cuatro mandatos con los mismos, vale, pero no es así. Es nueva.

¿Considera adecuada la estrategia de su partido, con continuas denuncias y descalificaciones, desde que el alcalde destituyó a los concejales del PDSP?
Es que las denuncias nos obligó el alcalde a presentarlas. Cuando en los plenos no nos contestaba a las preguntas y luego lo hacía con mala uva, nos decía ‘si no están de acuerdo vayan al juzgado y al fiscal y denuncien’. Lo decía constantemente. A mí no me gusta judicializar la vida municipal, pero el que lo pedía era él con esa chulería.

¿Qué le diría a los que critican su forma de hacer urbanismo? Lo tachan de catastrófico...
En general se han hecho bien las cosas. Hablan de la época del monchismo, de las licencias... Siempre se concedieron con los informes favorables. Otra cosa es que luego no se adapte la obra al proyecto, y si no lo hace luego vienen las denuncias. Pero a mi en 36 años jamás se me ha juzgado por conceder una licencia ilegal. Nunca.

¿Si no gobierna se quedará en la oposición o se volverá a ir?
Ahora estamos en lo que estamos. Ya veremos cómo va todo. n

Sada - “Estoy arrepentidísimo de apoyar la investidura de Anido, pero son cosas que pasan en política”