José María Roldán sustituye a Miguel Martín al frente de la patronal bancaria

José María Roldán asumirá el próximo martes la presidencia de la AEB. EFE/Archivo
|

La Asociación Española de Banca (AEB) renueva su presidencia el próximo martes después de ocho años de mandato de Miguel Martín para dar paso al ex director general de regulación del Banco de España José María Roldán, quien cogerá el timón de la patronal para los próximos cuatro años.

Nacido en Teruel en 1964, Roldán se hará cargo de uno de los lobbys más poderosos de España tras dos mandatos consecutivos de Martín, un periodo de continua agitación en el que el sector financiero español acabó necesitando un rescate.

Roldán es licenciado en Económicas y Empresariales por la Universidad Complutense, titulado del Servicio de Estudios del Banco de España y fue consejero de la CNMV entre los años 1998 y 2000.

Entre 1994 y 1997 fue director del gabinete de Rodrigo Rato, con rango de subsecretario, cuando éste era vicepresidente del Gobierno de José María Aznar y ministro de Economía.

También fue el primer español al frente del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI), organización dedicada a la lucha contra el blanqueo de capitales producto de actividades como el narcotráfico o el terrorismo.

Para la AEB, su nuevo presidente cuenta con "gran experiencia internacional", lo que será clave para garantizar el éxito de la asociación en un entorno de profundos cambios regulatorios, entre ellos la futura supervisión única.

La patronal recuerda que en estos años ha contribuido a mantener "unas relaciones laborales estables" en el sector y ha desempeñado "un relevante papel" en los foros internacionales y "muy singularmente" en la Federación Bancaria Europea.

Sin embargo, el nombramiento de Roldán, anunciado a finales de octubre y que se hará efectivo tras la Asamblea General de la AEB del martes 22 de abril, no ha estado exento de polémicas.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, fue el primero en admitir que no veía bien que un ex directivo del Banco de España pasara a defender los intereses del sector supervisado a escasos meses después de abandonar su cargo.

La facilidad con la que se pasa del ámbito público al privado, lo que se conoce coloquialmente como "la puerta giratoria", fue una de las razones por las que el Gobierno, después del anuncio de la candidatura de Roldán, propuso ampliar de seis meses a dos años el plazo de incompatibilidad de los directivos del Banco de España.

José María Roldán sustituye a Miguel Martín al frente de la patronal bancaria