Arteixo embargará bienes a Aqualia si no hace frente a la indemnización de 26 millones de euros

|

El Ayuntamiento de Arteixo embargará bienes a Aqualia si esta no hace frente a la indemnización de 26 millones de euros que se le reclama o presenta un aval bancario.
El equipo de gobierno, que preside Carlos Calvelo, anunció ayer que, tras dar cuenta al pleno del auto judicial que rechaza la suspensión el proceso de pago de la mencionada indemnización, continúa con el procedimiento de cobro y por ello ha remitido a la anterior concesionaria de la gestión del servicio de agua un recibo con un incremento del 5% por intereses de demora.
El Ayuntamiento recuerda que Aqualia intentó suspender la validez de la reclamación municipal a través de la petición de medidas cautelares a un juzgado, solicitud que fue rechazada.
Fuentes municipales indican que, Aqualia solicitó que el Ayuntamiento de Arteixo se abstuviese de iniciar el procedimiento ejecutivo para el cobro de la indemnización hasta que el juzgado decidiese si tomaba o no esas medidas cautelares.
Tras la negativa expresada por el auto judicial de suspender el procedimiento de pago y la correspondiente dación de cuenta en el pleno municipal, el Ayuntamiento continuará con el procedimiento ejecutivo de cobro, lo que deja a la empresa tres opciones: pagar los 26 millones de euros solicitados, o presentar un aval para fraccionar el pago en 18 meses o aplazar el pago también 18 meses y pagar la cantidad de una vez. En ambos casos (fraccionamiento o aplazamiento) debe presentar un aval de 26 millones de euros.
El Ayuntamiento, conforme a la normativa administrativa, había notificado hace tres meses a Aqualia un recibo de pago de los más de 26 millones de euros en concepto de indemnización por perjuicios al municipio e incumplimientos contractuales.
El recibo de pago iba acompañado de una resolución plenaria anterior en la que ya se habían desestimado las alegaciones presentadas  por Aqualia. En esas alegaciones la empresa rechazaba la petición de indemnización que le solicitó el equipo de gobierno amparándose en conceptos como la imposibilidad de cumplir con las inversiones.
Por su parte, el gobierno local respondía en su informe que ese mismo programa de inversiones sirvió para que ganasen el concurso público de gestión del agua de Arteixo, además de resaltar en el mismo informe que la falta de mantenimiento de la red de agua municipal ocasionó importantes daños en la citada red.
Arteixo ya había decidido desestimar las mismas alegaciones de Aqualia en otro pleno municipal basando su decisión en documentos favorables a las tesis del Ayuntamiento como el dictamen emitido por el Consello Consultivo de Galicia.

informes técnicos
El gobierno local arteixán asegura que en esos informes jurídicos y técnicos se incluía que, además de apoyar la resolución del contrato, se declaraba que el estado deficitario de la empresa y el mal funcionamiento del servicio son las bases de la decisión que supuso el fin de Augarsa en Arteixo.
El Ayuntamiento añade que esos mismos informes también apoyaban la petición de indemnización fundamentada en auditorías técnicas y económicas que demostraban que Aqualia había incumplido los términos del contrato que tenía con Arteixo en cuanto a la gestión de la red del agua municipal.
Cabe recordar también que Aqualia, el pasado jueves, día 30 de abril, reclamó al Ayuntamiento una indemnización de más de cinco millones de euros en concepto de lucro cesante por haber roto el contrato, al tiempo que exigió la devolución de un aval de más de dos millones.

Arteixo embargará bienes a Aqualia si no hace frente a la indemnización de 26 millones de euros