Media luna tentadora

El holandés volvió a ser de los destacados en el encuentro del domingo ante Osasuna javier alborés
|



El deportivismo clama por la continuidad de Ryan Babel, un futbolista que se ha ganado un trocito del corazón de la afición a base de calidad, goles y carisma. El domingo ante Osasuna, al ser sustituido, Riazor con un ‘Babel quédate’ despidió al astro tulipán, que recién cumplidos los 30 vive una segunda juventud en la Liga, en la que siempre soñó con jugar. Su vinculación con el Deportivo expira el 31 de diciembre y, aunque el club herculino quiere que se quede, las ofertas por él no se han hecho esperar y, como adelantó este diario, su continuidad es muy complicada.
El Besiktas turco es el más rápido se ha movido para hacerse con los servicios del atacante tulipán a partir de que este finalice su acuerdo con el Depor. Una suculenta oferta por la que el futbolista percibiría 750.000 euros hasta final de campaña y un contrato de 2 años en los que Babel ganaría 1,7 millones de euros, según informa la cadena NTV.
Un montante que el Deportivo no puede igualar ni acercarse, a pesar de que el conjunto blanquiazul está interesado en prolongar el contrato del futbolista holandés más allá del próximo 31 de diciembre.
Un deseo que va más allá de la dirección deportiva y del Consejo de Administración. Sus propios compañeros ya han manifestado que quieren y esperan que continúe de blanquiazul, y el domingo en su comparecencia de prensa también lo pidió Garitano, aunque consciente de que es difícil: “Está muy a gusto, no le importa seguir, pero tiene otras cosas en la cabeza. Él también tiene que hacer un pequeño esfuerzo y gesto para quedarse”. Un guiño que pasaría por seguir en el Depor aún perdiendo dinero, pues su sueldo sería inferior al que disfrutaría en el Besiktas.
En esta semana, a lo sumo la siguiente, se decidirá el futuro de Babel, que podría disputar su último partido con el Deportivo mañana. Sería en la vuelta de la Copa del Rey en Riazor ante una afición que volverá a pedirle con sus cánticos que continúe.
Aún siendo el conjunto blanquiazul consciente de lo difícil que es que Babel siga ligado al club, desde la entidad tratan de apelar al factor sentimental. El Deportivo le dio la oportunidad al holandés de estrenarse en la Liga, un viejo anhelo que tenía.
Un sueño que se hizo realidad, después de varios años alejado del primer foco del fútbol europeo, tras ser una de las grandes promesas del Viejo Continente. Babel tiene ahora que decidir cuál será el siguiente paso en su carrera. Si se deja seducir por la media luna o se queda con la Torre de Hércules.

Media luna tentadora