El Ministerio afirma que la “sobrecarga” y la “presión” en la UCI obliga a seleccionar a los pacientes

Dos sanitarios permanecen en el exterior del Hospital de Igualada
|

El Ministerio de Sanidad admitió que la “sobrecarga” y “presión” en las UCI de determinados hospitales les está obligando a ser “un poco más restrictivos” a la hora de admitir pacientes.

Así lo reconoció el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio, Fernando Simón, en rueda de prensa tras la reunión sobre la evolución del coronavirus, preguntado por si se están estableciendo triajes a la hora de admitir a enfermos en las unidades de cuidados intensivos.

La gestión de los pacientes en las UCI habitualmente tiene unos criterios restrictivos que son “muchísimo mas laxos que los de ahora”, explicó Simón, que reconoció que en algunas UCI concretas, debido a la “la sobrecarga y la presión”, tienen que ser un poco mas restrictivos.

El director del centro explicó que el Ministerio de Sanidad trabaja en coordinación con las sociedades científicas para establecer unos algoritmos y criterios de acceso a las UCI lo mas “homogéneos posibles”, aunque insitió en que la situación límite que en la que se encuentran algunas unidades “no está generalizada”.

Sobre las denuncias de pacientes graves y familias que se quejan de la falta de asistencia y de medios, Simón pidió no generalizar. “Es cierto que tenemos algunas unidades asistenciales bajo un estrés cercano al límite, pero también es cierto que se están poniendo muchas medidas”, aseguró el experto.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad reconoció que aunque no conoce los “detalles individuales”, “oímos lo mismo que oye todo el mundo y nos preocupa”.

Sin embargo, aseguró que desde el Ministerio están haciendo todos los esfuerzos para disminuir la “sobrecarga” que puedan tener algunas unidades.

Esperanza de vida

Una expectativa de vida inferior a 1-2 años, la edad “biológica” o el “valor social” del paciente son algunos de los nuevos criterios que los médicos intensivistas creen que hay que tener en cuenta para decidir el ingreso en la UCI de una persona infectada de coronavirus mientras dure la pandemia.

Así se recoge en el documento “Recomendaciones éticas para la toma de decisiones en situación excepcional de crisis por pandemia Covid-19 en las unidades de cuidados intensivos”, de la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias, con el aval de la Sociedad Española de Medicina Interna.

Los intensivistas prevén un “desequilibrio temporal” entre las necesidades clínicas y los medios disponibles a causa del coronavirus, por lo que consideran “lícito” establecer un “triaje” de ingreso de los pacientes, basado “en el principio de justicia distributiva” y evitando seguir el criterio habitual de “el primero en llegar, el primero en ingresar”.

Consideran que una situación “excepcional”, como la que se puede generar, se debe manejar como las situaciones de “medicina de catástrofe”. Así, el documento recomienda “valorar cuidadosamente” el beneficio de ingreso de pacientes con expectativa de vida inferior a 1-2 años, no ingresar a personas en las que se prevé un beneficio mínimo, priorizar a la persona con más años de vida ajustados a la calidad de la misma o tener en cuenta “el valor social de la persona enferma”.

No obstante, “de momento no se puede decir que haya colapso en las UCI españolas, en general, aunque hay hospitales que ya están en una situación complicada, en la que todas las camas están ocupadas y están utilizando camas de otras áreas, lo que produce saturación”, zanjaron.

El Ministerio afirma que la “sobrecarga” y la “presión” en la UCI obliga a seleccionar a los pacientes