El español Esteban Vacas y un yihadista del 13-N figuran entre los más buscados por Europol

16 noviembre 2015 página 19 Handout picture shows Belgian-born Abdeslam Salah seen on a call for witnesses notice released by the French Police Nationale information services on their twitter account November 15, 2015. Police have identified two mo
|

Europol publicó en una nueva página web los nombres y fotografías de los fugitivos más buscados en la Unión Europea, entre los que figuran el yihadista Salah Abdeslam, buscado por su participación en los atentados del 13 de noviembre en París, y un español acusado de haber abusado sexualmente de una menor.
La agencia europea de Policía busca con ello difundir los rostros de los delincuentes más buscados y contar con la colaboración ciudadana para localizarlos. Para ello, la web www.eumostwanted.eu ofrece una lista de 57 personas en busca y captura, con sus fotografías, datos personales y descripción del delito por el que se les acusa.
El español Esteban Vacas García, nacido en 1969, está acusado de haber abusado sexualmente de una menor de edad, hija de la que era su pareja.
También aparecen en la lista dos de los sospechosos vinculados con los atentados que el pasado noviembre dejaron 130 muertos en París. El francés Salah Abdeslam, al que la Policía considera coautor material de la matanza y al que sitúan de regreso en Bélgica, y un cómplice belga, Mohamed Abrini. 
Esta plataforma es fruto de la colaboración de las Policías de los Veintiocho Estados miembros, que ofrecieron los nombres de los más buscados en su territorio para sumarlos a la lista publicada en la web. 
El proyecto está coordinado por la Red europea de equipos de búsqueda activa de fugitivos y prevé ofrecer la información en 17 idiomas.  
Recientemente, Europol aseguró en un informe que considera que hay “muchas razones para esperar” que el grupo terrorista Estado Islámico perpetre un nuevo atentado en Europa con el objetivo de causar un gran número de víctimas civiles.
Es una de las principales conclusiones a las que llegaron expertos de los Estados miembros en un encuentro en diciembre en Bruselas, para analizar los cambios en el modus operandi del terrorismo yihadista en sus atentados.
“Hay muchas razones para esperar que el Estado Islámico, terroristas inspirados en el Estado Islámico u otros grupos terroristas inspirados en la religión llevarán a cabo ataques terroristas en algún lugar de Europa de nuevo, pero especialmente en Francia”, indica el informe.
De acuerdo a este análisis, el objetivo de los terroristas es causar un número de bajas “masivo” entre la población civil. 
Los expertos, además, han detectado que se mantiene la amenaza de los llamados lobos solitarios, individuos que atentan por propia iniciativa basándose en las prácticas del Estado Islámico pero no con su ayuda.
Otra de las revelaciones del informe es la constatación de que a una proporción relevante de los combatientes extranjeros identificados les fueron diagnosticados algún tipo de enfermedad mental antes de unirse al Estado Islámico.

El español Esteban Vacas y un yihadista del 13-N figuran entre los más buscados por Europol