Médicos jubilados apelan a su vocación para volver al servicio si es necesario "sin dudarlo un instante"

13 agosto 2017 página 22 / 18 marzo 2019 página 5 A Coruña.- El Servizo Galego de Saúde Realizó más de 109.800 intervenciones quirúrgicas en el primer semestre El Sergas aumentó la actividad global
|

Médicos jubilados gallegos han mostrado su disposición al Servizo Galego de Saúde (Sergas) para volver al trabajo activo si es necesario debido a la crisis por el coronavirus "sin dudarlo un instante" debido a su vocación.

Así lo ha transmitido la doctora jubilada María José Lorenzo Patiño, quien ha apelado a su vocación para ayudar. "Si puedes ayudar, porque ser médico imprime carácter, siempre estás ahí", ha subrayado.

En este sentido, ha insistido en que "la vocación de médico siempre lleva implícito poder ayudar", ha sostenido, para indicar que diversos compañeros jubilados han mostrado su disposición a volver al servicio si es necesario. "Si me necesitan ahí voy", ha abundado esta médica que lleva cuatro años jubilada.

En esta línea, el vocal de médicos jubilados del colegio provincial de Ourense, el doctor José Quiroga, que ejerció de traumatólogo, se ha mostrado dispuesto también a ayudar.

De este modo, ha explicado que numerosos compañeros jubilados se han ofrecido al Sergas para atender el teléfono de información sobre el coronavirus. Así, ha señalado que se ha juntado un grupo de "casi 40" profesionales fuera de servicio entre el viernes y el sábado, pero "el lunes la Xunta informó que no era necesarios porque hay recursos suficientes".

"Si es posible ayudo", ha afirmado este doctor jubilado de 73 años, que ha destacado que "sin dudarlo un instante" en caso de ser necesarios más facultativos más adelante volvería al servicio, como también lo han manifestado otros compañeros. "Casi todos seguimos estando enamorados de nuestra profesión", ha sentenciado José Quiroga.

MEDIDAS

María José Lorenzo considera "preocupante" lo que sucede, por lo que insta a "hacer lo que dicen" las autoridades. "La situación es horrible a nivel económico y personal, pero es necesario", ha defendido. En este sentido, se ha mostrado en contra de la posición de Reino Unido, que no ha establecido medidas restrictivas, porque "que se infecte todo el mundo no es normal". "Tienen que ayudar", ha abundado.

Por ello, esta profesional jubilada ha defendido las medidas adoptadas en España para que "se infecte la menor gente posible" con el fin de "procurar no tener una catástrofe mayor".

RESPONSABILIDAD

De este modo, María José Lorenzo ha apelado a la responsabilidad de la población para "salir lo mínimo", como a la compra. En su caso, que reside en la ciudad de A Coruña donde ejerció en el Chuac, ha comentado que no ve "prácticamente nadie por la calle" y en la compra la gente guarda las distancias "bien".

Sobre la soledad de estar aislado en las viviendas, ha comentado que ella, que es de una familia grande que se suele reunir mucho, estos días se "dan el parte por Whatsapp" cada mañana y procuran apoyase "unos a otros" desde la distancia.

Médicos jubilados apelan a su vocación para volver al servicio si es necesario "sin dudarlo un instante"