Los operarios de Cespa amenazan con la huelga a un mes de las elecciones

Los trabajadores amenazan con la huelga si no se llega a un acuerdo con la empresa | pedro puig
|

El Ayuntamiento podría tener que afrontar esta misma semana una nueva crisis en el sector de las basuras, cuyos contratos se están convirtiendo en un verdadero quebradero de cabeza para la Concejalía de Medio Ambiente. Todavía es Ferrovial-Cespa la empresa que se encarga del servicio de recogida de basura y de limpieza, (aunque de forma irregular, ya que caducaron ambas concesiones) y sus trabajadores exigen cerca de 200.000 euros en indemnizaciones impagadas, lo que podría desembocar en una huelga justo antes de las elecciones municipales. 


Según fuentes cercanas, la filial de Cespa estaría incumpliendo el convenio colectivo al no abonar las indemnizaciones, pero la empresa todavía aguarda a que la aseguradora pague. Por lo menos una docena de trabajadores, o sus familias, estarían esperando para repartirse esos 200.000 euros, incluidos los allegados de la víctima del accidente mortal que tuvo lugar en septiembre del año pasado, en el que falleció un operario de 49 años y sus dos compañeros, que viajaban con él en la cabina, sufrieron heridas de diversa consideración. 
Sobre este punto, hay que tener en cuenta que, por lo menos en este caso, surgieron problemas referentes al cobro de la póliza del seguro al no cumplir el camión con las especificaciones de seguridad al transportar tres tripulantes en vez de los dos permitidos. 

Formación y plantilla 
Pero, además, las mismas fuentes aseguran que Cespa tampoco va a ofrecer los cursos de la formación necesarios para promocionarse internamente. Dichos cursos están financiados por la Fundación Estatal para el Empleo (Fundae). Dichos cursos fueron solicitados por el comité de empresa el año pasado, de manera que deben darse obligatoriamente en este ejercicio. Las fuentes consultadas consideran que “la empresa se está descolgando del convenio colectivo”. Además, la lista de trabajadores (de una plantilla de 400) del servicio de limpieza se acordó entre empresa y el Ayuntamiento sin contar con los trabajadores, dejando fuera a 30 miembros del servicio de refuerzo veraniego. Según el Gobierno local, porque su carácter temporal no permite incluirlos en su subrogación, aunque prometen aumentar el personal en el siguiente contrato. Una promesa que parece que no convence a STL. Una de las razones por las que la filial de Cespa no estaría dispuesta a seguir adelante con los cursos es que existen pocas probabilidades de que renueve la concesión del servicio de recogida de basuras, dado que las ofertas de CCC y Copasa encabezan la puntuación. Y, por el momento, no se sabe nada del contrato de limpieza. 

La planta de Nostián 
En todo caso, el problema repercute en última instancia en el Gobierno local, con el que el sindicato STL ya solicitó una reunión, así como una comisión mixta paritaria y que Inspección de Trabajo medie en el conflicto. No es una buena noticia para la concejala de Medio Ambiente, María García, que todavía no ha acabado de lidiar con el problema de Albada: el comité de empresa de la planta de reciclaje de basura amenaza también con una huelga si no se satisfacen sus exigencias salariales en el pliego de condiciones el nuevo contrato. Hoy es el día marcado por los trabajadores para el comienzo de la huelga.

García propone la introducción de una cláusula que permita garantizar como condición esencial del contrato las condiciones laborales y sociales, aunque el convenio colectivo en vigor pierda su ultraactividad. De esta manera se asegura que la concesionaria “non poida minorar unilateralmente nin as condicións laborais nin sociais dos traballadores”. Sin embargo, el comité de empresa de Albada todavía no se ha pronunciado.

Los operarios de Cespa amenazan con la huelga a un mes de las elecciones