Esteban Suárez: “Es raro que el Almería lleve seis partidos sin ganar”

26 octubre 2011 PALMA DE MALLORCA, 06/01/2011.- El portero del Almería, Esteban Suárez, encaja un gol frente al Real Mallorca, durante el encuentro perteneciente a la vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey de fútbol que se
|

Un perfecto conocedor de la Segunda División y del próximo rival deportivista, la UD Almería, Esteban Suárez desmenuza a la escuadra andaluza desde su prisma de exfutbolista y analista mediático. 

Este legendario exportero asturiano, que militó desde 2008 a 2014 en el equipo de los Juegos Mediterráneos, guarda un entrañable recuerdo de la modesta formación almeriense, en donde militó seis campañas, desde 2008 hasta 2014.

¿Continúas ligado al fútbol?

Pues sí, claro, pero esta vez me ha tocado hacerlo desde los medios de comunicación; participo en el programa radiofónico El Transistor y comento cuatro o cinco partidos semanales de la Liga en TV Bar. Tengo el carnet de entrenador, el de director deportivo y el de entrenador de porteros pero mientras no me sale ninguna opción que me convenza estoy muy feliz en los medios. Me siento preparado para poder dar el salto.

¿Es un sueño para ti engrosar las filas del Oviedo en un futuro cercano como técnico?

Está claro que con los dirigentes actuales es imposible; personalmente ya he demostrado lo que significa este club para mí, con una gran parte de mi carrera ahí; incluso he pasado de estar actuando en Primera División para ponerme a jugar en Segunda B.

¿Cómo estás viendo la Segunda División?

Con mucho nivel, la verdad, hay un montón de equipos con aspiraciones, que ya saben lo que es estar en Primera División y que su objetivo no es otro que volver a la élite; las diferencias económicas entre la mayoría de los clubes no son grandes, por lo que la igualdad está casi garantizada, tanto por arriba en la clasificación como por la zona de abajo. Creo que el club más espabilado en los fichajes tiene muchas opciones de éxito, el que se adelanta a los otros en sus movimientos.

A un partido no habrá tanta diferencia entre Almería y Deportivo

¿Qué recuerdos guardas de un Almería en donde militaste seis campañas?

Todos mis recuerdos son maravillosos de ese club; cuando me fui para allí en 2008 tenía la idea de que era un buen equipo pero también un club ‘menor’ por llamarlo de alguna manera. Me encontré una auténtica familia, tenía poca experiencia en Primera pero los aficionados y la gente del club eran muy felices. Disfrutaban del fútbol y transmitían esa pasión a los jugadores.

Imagino que te sentiste muy querido...

Sí, está claro que teníamos que dar el 100 por ciento de nosotros mismos porque éramos humildes y se necesitaba ese esfuerzo para competir pero nos daban mucho cariño. Estoy seguro que ningún futbolista se marchó triste del Almería en este sentido, todos nos sentíamos muy queridos y valorados.

¿Conservas amigos de tu periplo almeriense?

El club actualmente ha sufrido una completa remodelación y ya no quedan futbolistas de mi época por allí; guardo muy buena amistad con exjugadores como Corona, Soriano, Verza o Trujillo. Del personal que sigue por allí queda el jefe de prensa, el delegado, los utilleros... les guardo mucho cariño porque me trataron muy bien.

¿Crees que el Almería-Depor del sábado será un duelo de contrastes?

No, a un partido no habrá tanta diferencia ni mucho menos; el Deportivo a principios de temporada partía con el objetivo claro de regresar a Primera División. Las cosas se torcieron y parece que ahora mismo se centra en la permanencia. Para el Almería luchar por subir, con ese presupuesto y la inversión que se hizo, parece una obligación. Este partido es un resumen de lo que es la Segunda División, los equipos luchan por diferentes metas pero son similares en potencial.

El club apostó en un mes por subir directo y cambió mucho en poco tiempo

Los andaluces han realizado el pasado verano una inversión multimillonaria...

Sí, el equipo ha cambiado de propiedad, en un mes aumentó muchísimo su límite salarial y en este poco margen temporal se convirtió en un favorito al ascenso. Apostó en un mes por subir directo y cambió mucho en este poco tiempo durante la pretemporada.

A pesar de su poderío llevan seis partidos sin ganar y están sembrando dudas...

Es raro pero al mismo tiempo un poco engañoso. El pasado fin de semana comenzó por delante en el marcador en casa del líder, el Cádiz, fueron ganando pero el partido se les fue por detalles. No saben bien por qué pero se le están yendo partidos. El nerviosismo a estas alturas de campeonato juega un papel importante.

¿Qué opinas de que esté cuestionado ya hasta un entrenador tan mediático como José María Gutiérrez?

La afición siempre se cree lo que lee o lo que escucha en los medios de comunicación; entienden que no se están cumpliendo los objetivos marcados y el que lo paga siempre es el entrenador. Los encargados de transmitir confianza deben ser los directivos, para mantener la calma y recuperar la normalidad.

¿Te chocó que el anterior máximo responsable técnico, Pedro Emanuel, fuese destituido cuando el equipo era segundo en la tabla?

Me llamó la atención, también recuerdo un año que el Madrid echó a Antic cuando eran líderes... Desde afuera a veces no tenemos la misma visión de la realidad que desde el vestuario de los clubes, donde se entienden las cosas muchas veces. Desde afuera cuesta precisar por qué se toman las decisiones a veces.

Vázquez es una persona normal; en el fútbol de hoy en día puede ser un piropo

El Deportivo tampoco llega en su mejor momento, ya que llega a la contienda de los Juegos Mediterráneos después de tres tropiezos...

Creo que en Navidad cualquier aficionado del Depor hubiera firmado acabar la temporada en la quinta posición por la cola, salvando la categoría y asegurando la plaza para el año que viene en Segunda División. Con la reacción que experimentó la gente se ilusiona con el play-off, incluso he escuchado a algún futbolista decirlo públicamente. Creo que ahora mismo el objetivo es salvarse con los menores apuros posibles y creo que es lo más prudente para un equipo en esa situación.

¿En qué ha cambiado el equipo con Fernando Vázquez?

Es una persona normal, que en el fútbol de hoy en día puede considerarse un piropo; es un profesional muy metódico, que ha aplicado su manera de ver el fútbol y al que le están dando la razón los resultados.

Conoces muy bien al míster de tu paso por el Oviedo y por el Celta...

Sí, viví dos etapas muy diferentes con Fernando Vázquez; primero en el Oviedo, cuando jugaba siempre y me sentía más importante, y después en el Celta de Vigo, cuando me ficharon para ser titular y no pude disfrutar de partidos. Fue coherente en estas dos etapas, a pesar del distanciamiento que tuve con él le guardo un cariño especial. Destacaría su preparación, siempre está dispuesto a seguir aprendiendo, cuida la psicología pero por encima de todo destacaría su normalidad.

¿Ves un favorito para el encuentro del sábado?

No, si viviera en el Polo Norte y mirase la clasificación tal vez apostaría por el Almería pero para nada veo a ningún equipo por encima del otro, parece un partido muy abierto, los dos equipos tienen opciones de llevarse los tres puntos.

Seguro que con Richard Barral hay más paz en el Depor que con Del Pozo

¿Crees que el Deportivo sufrirá mucho hasta el fin de temporada para salvarse?

No, creo que lo va a lograr; conociendo a las personas que han llegado al club y a las que se han ido, con la paz que hay ahora cualquier jugador rinde mucho mejor.

¿Consideras que hay más paz ahora con Richard Barral que en el pasado reciente con Carmelo del Pozo?

Seguro, tanto a nivel deportivo en el vestuario como también a nivel del entorno del equipo; en la prensa lo estaréis viviendo en el día a día.

¿Piensas que los refuerzos han sido clave para la resurrección del equipo desde el mes de enero?

Sí, han venido bien hombres como Çolak o Sabin Merino, por ejemplo, aportan calidad y gol junto a los otros refuerzos. Pero partimos de la base de que todo el equipo ha mejorado. Dani Giménez ha subido el nivel, con los que estaban el Deportivo ha conseguido ser más equipo.

Por último, ¿lamentas ver a tantos históricos como el propio Oviedo sufrir en la parte baja de la clasificación?

Personalmente me duele lo  que está viviendo el Oviedo, soy aficionado de este equipo y me da pena verlo tan abajo pero también hay otros clubes como el Racing de Santander o incluso el Depor, que no lo están pasando bien. Hay mucha competitividad. Hay equipos con una dilatada trayectoria en Primera División y que no tienen garantizada la permanencia en Segunda.

Esteban Suárez: “Es raro que el Almería lleve seis partidos sin ganar”