Piden que se abra juicio por coacción contra la mujer que denunció a Baltar

El presidente de la Diputación de Ourense, Manuel Baltar | brais lorenzo (efe)
|

El fiscal jefe de Ourense, Florentino Delgado, ha solicitado la apertura de un juicio oral por un delito de coacciones contra Teresa F. C, la mujer que denunció al presidente de la Diputación provincial, Manuel Baltar, por ofrecerle supuestamente un puesto de trabajo a cambio de mantener relaciones sexuales.


La Fiscalía considera que existen “indicios racionales sólidos” que demuestran que la mujer quería obtener un trabajo en la diputación provincial o en entidades vinculadas a la misma, semejante al de un funcionario o de personal fijo, pero “sin realizar las pruebas de selección legales y necesarias”. Como justificación de estos indicios se basa en las denuncias, conversaciones telefónicas y declaraciones aportadas por la propia denunciante, así como en las declaraciones del denunciado Manuel Baltar y de su padre y antecesor en el cargo, José Luis Baltar.


Para la Fiscalía, la mujer intentó “presionar” con “un supuesto pacto y una supuesta relación sexual” de forma directa al presidente de la Diputación ourensana, pero también a su padre y antecesor en el cargo, José Luis Baltar, para que influyera en su hijo y “le dieran de manera ilícita un puesto de trabajo”.

Grabaciones
Según asegura el fiscal, estas compulsiones para realizar un acto ilegal se evidenciarían a través de las propias conversaciones grabadas por la investigada cuando abordaba en la vía pública a ambos, y reiterando su petición en los distintos contactos que mantuvo con ellos

.
El escrito de Fiscalía incide en que aunque Manuel Baltar y José Luis Baltar “se sintieron presionados para realizar un acto ilegal” no realizaron “ninguna actuación” que permitiese a la mujer lograr sus objetivos.


Por este motivo pide que se abra juicio oral por coacciones a la denunciante, mientras que mantiene el sobreseimiento de las actuaciones con el resto de los investigados: Manuel Baltar, por acoso sexual y cohecho; y José Luis Baltar, por cohecho.
Por su parte, la acusación popular, ejercida por Democracia Ourensana (DO), mostró sus “reservas” sobre la “legitimidad de la Fiscalía para entrar en el tema de las coacciones”. Así, el abogado ve “sorprendente y curioso” que quien realice esta acusación sea el fiscal, cuando “debería hacerlo el supuesto coaccionado”.

Piden que se abra juicio por coacción contra la mujer que denunció a Baltar